El calor rompe récords en el sur de California

Residentes del sur de California aprovechan las altas temperaturas de estos días de invierno
El calor rompe récords en el sur de California
Elsa Arguilez, de 4 años de edad, y su tío Juan Arguilez, aprovecharon las altas temperaturas del sábado para visitar el muelle de Santa Mónica. Cientos de residentes del sur de California están aprovechando una inusual ola de calor que se extendería hasta fin de año.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión

El hijo de Ana Imelda Raymundo le prometió que la llevaría a Big Bear para que viera la nieve por primera vez cuando viniera a visitarlo desde El Salvador. Pero el clima de los últimos días cambió sus planes.

“El 25 de diciembre la íbamos a llevar a ver la nieve pero no hubo nada”, dijo ayer riendo Molkin Raymundo, mientras se encontraban en el muelle de Santa Mónica disfrutando de un raro día cálido de diciembre.

“Siempre llevo a la familia a ver la nieve pero hoy no fuimos porque no hay nieve”.

Raymundo trabaja para el servicio postal en San Bernardino y reparte correspondencia para el área de Big Bear. En sus recorridos ha podido notar como el clima ha sido poco beneficioso para el turismo de la región.

“En estos días, teníamos que encadenar todos los camiones para subir y ahorita la gente ya no está trabajando porque no cayó nieve y las áreas de esquí están cerradas”, dijo Raymundo. “No hay trabajo allá arriba. A veces hasta teníamos un metro de nieve y no hay nada. En los diez años que tengo de viajar para allá es la primera vez que veo un invierno tan malo”.

En los últimos días, las temperaturas en Los Ángeles y áreas vecinas se han mantenido más altas de lo que normalmente se espera para el mes de diciembre. El pasado viernes 27, según el Servicio Nacional de Meteorología, la temperatura en el centro de Los Ángeles alcanzó un máximo de 83 grados, rompiendo tres récords de la misma temperatura establecidos en 1947, 1919 y 1897. Récords similares se observaron en otras áreas del condado de Los Ángeles y Ventura.

Aunque este cambio ha afectado el comercio en algunas áreas, la mayoría de los residentes del condado están contentos con el clima, ya que es algo inusual en estos días festivos. Ciudades como Santa Mónica recibieron visitantes que querían aprovechar el calor que se está sintiendo en estos días, algunos vistiendo camisetas sin mangas o de mangas cortas. Las chamarras y los sweaters eran prendas que parecían haber sido dejadas en casa.

“El clima está bien raro. El año pasado vine para acá y el clima estaba frío pero me gusta más este clima porque está perfecto. Ojala estuviera así todo el mes”, dijo Mario Torres, de Pomona, mientras pescaba con su sobrino en el muelle.

Pero mientras muchos aprovecharon el clima para salir a caminar y comer helados, una pareja de recién casados decidió comenzar su nueva vida subiéndose a la famosa rueda que se encuentra en el muelle.

“Nos acabamos de casar en la iglesia en donde nos conocimos hace cinco años. Veníamos acá como amigos y después como novios”, dijo Juan Sandoval mientras tomaba de la mano a su esposa Marina. “Es un lugar muy bonito donde hay muchos recuerdos. Siempre venia pero no me subía a la rueda porque me decía, ‘lo haré cuando me case’. En mi corazón siempre pensé que la foto que yo quería era en la rueda”.

Los nuevos esposos se encontraban acompañados de miembros de su cortejo, quienes portaban mascaras de Arlequín, el tema de su boda

Sin embargo, para Víctor Artavia, de Riverside, el clima no le parecía tan caliente. “Para mí esto no es nada. En Riverside está un poco más caliente que aquí, a pesar de que en esta época del año [normalmente] está frio y lloviendo”, dijo.