Kate Winslet odia maquillarse cuando trabaja

La actriz aborrece sentarse durante horas para acicalarse en los rodajes de sus películas
Kate Winslet odia maquillarse cuando trabaja
Kate Winslet prefiere dar vida a personajes que no necesitan estar espectaculares.
Foto: AP / Archivo

La oscarizada actriz Kate Winslet prefiere papeles en los que pueda salir lo más natural posible porque odia sentarse en la silla de maquillaje durante horas antes de los rodajes. Además, encuentra más fácil centrarse en su guión y en la historia que intenta comunicar si no tiene que estar preocupada por lucir perfecta todo el tiempo.

“Siempre prefiero interpretar personajes que no necesitan estar espectaculares. Me encanta decir: ‘No me hagáis parecer fantástica’ o ‘Haced que mi cara parezca más redonda’. Cuanto más fresca está mi mirada, menos tiene que ser tocada por los maquilladores. De esta manera, obtengo lo mejor de los dos mundos: esta parte de mi trabajo y la de vestirme para la alfombra roja”, comentó la actriz a la revista Glamour.

A la guapa intérprete le gusta experimentar con diferentes estilos de peinados tanto en el trabajo como en casa. Sin embargo, Kate no es gran fan de las extensiones porque encuentra difícil quitárselas, incluso contando con la ayuda de su marido Ned Rocknroll.

“Llevé una trenza francesa en mi pelo recientemente para un evento y me encantó, pero fue muy divertido quitármelo, mi marido Ned y yo estuvimos encima del lavabo tratando de identificar qué mechones eran mi pelo y cuáles extensiones. Estuve cortando trozos, hasta que dije: ‘Espera, ¿esto era mío? ¡Acabo de cortar mi propio pelo!'”, bromeó.