Investigan la caída de ‘Schumi’

Fiscal pide una copia del video con imágenes de accidente
Investigan la caída de ‘Schumi’
Rolf (izq.) padre de Michael Schumacher y su hermano Ralf, llegan al Hospital de Grenoble.
Foto: AP

PARÍS (AP/EFE).— Un fiscal francés confirmó que quiere obtener un supuesto video grabado en un teléfono móvil y que muestra el accidente de esquí que mantiene en condición grave, pero estable, a Michael Schumacher.

Patrick Quincy, el fiscal de la ciudad de Albertville, informó ayer que los investigadores franceses iniciaron gestiones para obtener una copia del video, cuya existencia fue divulgada por el semanario alemán Der Spiegel.

En una entrevista telefónica, Quincy declinó dar más detalles y dijo que a mediados de semana ofrecerá una rueda de prensa.

Spiegel informó el sábado que un hombre no identificado de 35 años contactó a la revista y que aseguró haber grabado el accidente del retirado piloto de Fórmula Uno, ocurrido el 29 de diciembre.

El accidente se produjo en Meribel, un centro turístico situado en los Alpes frances.

El individuo supuestamente se encontraba grabando a su novia con su teléfono.

Un vídeo con las imágenes del accidente de Schumacher, tomado por un esquiador de forma casual, muestran que el ex piloto no iba a gran velocidad cuando cayó y sufrió el grave accidente fuera de las pistas marcadas en la estación francesa de Méribel.

Así lo afirma en su última edición el semanario Der Spiegel, según el cual además del vídeo captado por la cámara que Schumacher llevaba incorporada en el casco, habría estas imágenes tomadas con un Smartphone por un turista alemán en el momento de la caída mortal de “Schumi”.

De acuerdo con ese medio, el esquiador estaba grabando a su novia en esos momentos, pero al fondo de las imágenes se ve a otra persona deslizándose entre dos pistas hasta que finalmente se produce la caída que los médicos la han considerado muy seria.

El hijo de Schumacher, Mick, de 14 años, fue interrogado junto con otras personas que esquiaban con el expiloto unos días atrás.

La familia, explicó Kehm, ha puesto “voluntariamente” a disposición de los investigadores la cámara que el accidentado llevaba en el casco, que se partió a consecuencia del impacto.

Hasta ayer, la condición del múltiple campeón de la Fórmula Uno no había mostrado ningún cambio significativo. Sigue estable, pero grave.