30 minutos bastan para alcanzar tu peso ideal

Los beneficios ofrecidos por ejercitarte regularmente, seguro no son un misterio para ti. Sin embargo, a la hora de poner manos a la obra, surgen infinitas excusas. Si la tuya era la falta de tiempo, te contamos que estudios recientes comprueban que media hora de ejercicio garantiza pérdidas de peso similares a las de una hora, siempre y cuando apliques intensidad y lo acompañes de una alimentación saludable. Entrena 30 minutos cada día y prepárate para sorprenderte con fantásticos resultados.

No esperes que todo pase de la noche a la mañana, tomará un mes ver resultados, o incluso menos sí tu metabolismo es veloz. Para alcanzar tu meta la motivación es fundamental. Refuerza tu entrenamiento con pensamientos positivos. Has de tu ejercicio algo que te apasione, que esperes con ansias, por ti y tu bienestar. Visualízate en forma. Tu cuerpo cree lo que le digas, cuando te sientas desfallecer convéncete de que tiene más energía y no te detengas hasta completar la tanda. Procura progresar paulatinamente en resistencia y agilidad. 30 minutos a conciencia darán resultados estimulantes.

Lo que hará realmente efectivo tu entrenamiento es la intensidad, pues así quemas más calorías. Maneja 8 a 15 repeticiones por ejercicio. Sí eres principiante es recomendable hacer 1 ó 2 tandas, 3 sí estás más avanzada. Es posible que inicialmente pierdas bastante peso, pero luego parezcas estancarte. No te desanimes, lo que sucede es que tu cuerpo se adapta al esfuerzo del ejercicio, y como ya pesas menos pierdes cada vez menos calorías. Eleva tu entrenamiento mezclando diferentes estilos: cardiovasculares, danza, pliométricos, ‘Cross Fit’, etc. Complementa con mancuernas de 4 a 8 libras y bandas elásticas de resistencia, para esculpir y tonificar.

Ten en cuenta que sí tienes más de 40 años, algún problema de salud o si tomas algún medicamento de manera regular, es aconsejable asesorarte con un médico antes, para que te indique sí necesitas algún cuidado en particular o si debes evitar algún movimiento o actividad.

Independientemente de la opción que elijas para ejercitarte, empieza siempre con calentamiento y estiramiento para evitar lesiones y garantizar el buen funcionamiento de los músculos, facilitando gradualmente el incremento de energía. 30 minutos intensos de cualquiera de los siguientes ejercicios , valdrán totalmente la pena.

  • Caminar intensamente durante media hora es una buena rutina. Puedes quemar hasta 250 calorías. Te ayudará a adquirir resistencia y agilidad si hace mucho no entrenas. Equípate con calzado apropiado e hidratación constante. Cada cierta distancia introduce ejercicios de boxeo, saltos y sentadillas para hacerlo más avanzado.
  • Las rutinas de intervalos al forzar al sistema cardiovascular con intervalos de mayor intensidad, queman mayor grasa en menor tiempo. Alterna intervalos de tiempo: 5 minutos a paso moderado y luego uno de alta intensidad, utilizando los principales grupos musculares.
  • Alterna 20 minutos de ejercicios de fuerza sin descanso, involucrando a los principales grupos musculares; y luego 10 minutos de cardio, variando intervalos de intensidad.
  • Las rutinas por circuitos te ayudan a quemar calorías mientras tonificas la masa muscular. Para 30 minutos elige de 6 a 8 ejercicios que cubran los principales grupos musculares. Cada ejercicio por 60 segundos, hasta terminarlos. Descansa 60 segundos y vuelve a empezar. Repite unas 5 veces.

Cuando los músculos están en calor al terminar, es el mejor momento para estirar piernas, espalda, brazos y abdomen. Respira profundamente para regular tu ritmo cardíaco y relajarte. Sí surge algún dolor y no mejora tras descansar, consulta tu médico.

Sólo falta dedicación y compromiso para disfrutar maravillosos resultados.

http://tracking.skyword.com/tracker.js?contentId=281474979066704