Eleva tu autoestima

Cómo nos vemos nosotras mismas es la clave de la imagen que daremos ante los demás, pero también es el nivel de propia felicidad que nos otorgamos. Por mucho que una persona mejore su aspecto para aparecer en público, si no se autovalora, si su autoestima es baja, eso es lo que más refleja. Si te sientes inferior a otras personas, si crees que no tienes ningún valor resaltable o estás a disgusto con algún aspecto de tu físico o de tu personalidad, quizás tengas una autoestima baja. Eleva tu autoestima, conócete a ti misma y asume o mejora lo que no te gusta en ti, y empezarás a sentirte más segura y más feliz.

¿Qué es la autoestima?

La autoestima no es ser una persona altiva, egoísta, o engreída. La autoestima es conocerse bien para amarse mejor a una misma. Todos tenemos defectos o cometemos errores pero, también todos, absolutamente, tenemos virtudes dignas de destacar. Lo que ocurre es que, muchas veces, ni siquiera reconocemos nuestros propios valores o nos achacamos otros que no van con nuestra personalidad. Y creemos que somos incapaces o que hemos fracasado cuando, simplemente, es que no nos conocemos.

Conocerse y perdonarse

Sí, una vez que comienzas a reconocer cómo eres en realidad, cómo sueles actuar contigo misma o con los demás, verás que surgen aspectos de ti que no te agradan. O quizás ya sabes los errores cometidos y el arrepentimiento te obliga a mortificarte y menospreciarte. No te martirices, perdónate y proponte mejorar en eso que te disgusta. Se llama “crecimiento personal” y es muy reconfortante.

Si te propones crecer como persona, no solo elevarás tu autoestima sino que te verás mejor ante los demás. Ningún tratamiento de belleza, ningún vestido exclusivo o ningún maquillaje te hará sentir tan segura y feliz como quererte a ti misma, asumiendo que no eres perfecta. Ni falta que hace que lo seas.

Los errores que cometemos no son algo que debamos arrastrar como una condena de por vida. Por eso hay que saber perdonarnos a nosotros mismos, antes que a nadie, y proponernos ser mejores personas. Eso no significa someternos al criterio de los demás; el único juez debe ser nuestro propio criterio. Si estás conforme contigo misma, si crees que obras todo lo honestamente que puedes y eres sincera con tus sentimientos, tu autoestima no se resentirá.

La persona que más te ama

Damos mucho valor al amor, sobre todo al romántico o sentimental. Tener una pareja que nos estime es lo que todos deseamos en la vida. También se valora el amor de la familia, de los amigos y, desde luego, la aceptación social que podamos disfrutar. Pero, ¿sabes quién no te fallará jamás?, ¿conoces realmente quién busca siempre lo mejor para tu bienestar? Esa persona no es otra que tú misma; porque si tú misma te traicionas, te abandonas, no puedes amar a nadie más, verdaderamente.

No te falles, no te autoengañes, valórate. Sonríe a esa imagen del espejo, por poco atractiva que te parezca, y verás que en poco tiempo irá gustándote cada vez más. No es magia, ni conformismo, es autoestima y aceptación. Eres una persona muy especial, porque todos y cada uno de los seres vivos somos especiales, únicos, irrepetibles y valiosos. Eleva tu autoestima, porque eres todo lo que necesitas tener.