Alcaldesa de Houston se casa con pareja en California

Se casó con su pareja de 20 años en California, estado en el que a diferencia de Texas, el matrimonio homosexual es legal

La alcaldesa de Houston, Annise Parker (der.), con su esposa tras su boda en Palm Springs, California.
La alcaldesa de Houston, Annise Parker (der.), con su esposa tras su boda en Palm Springs, California.
Foto: Cortesía

Después de 23 años, la alcaldesa de Houston Annise Parker se casó con su pareja, Kathy Hubbard, el jueves 16 de enero en Palms Springs, California. Parker y Hubbard compartieron sus votos matrimoniales en una ceremonia privada, que fue atendida por un pequeño grupo compuesto de familiares y amigos.

Hace un par de meses comenzó a correr el rumor de que Parker y Hubbard se casarían y ese rumor fue confirmado unos días antes de que la funcionaria diera su discurso en la ceremonia de inauguración de su tercer mandato como alcaldesa de Houston, que se llevó a cabo el pasado 2 de enero. Parker besó en los labios a Hubbard después de haber realizado el juramento como alcaldesa y en su discurso la funcionaria mencionó que comenzará a trabajar con el Concejo para aprobar una ordenanza integral que incluya orientación sexual e identidad de sexo.

Parker, que es la primera alcaldesa abiertamente gay de una ciudad grande del país, dijo en un comunicado estar contenta por su matrimonio.

“Este es un día muy feliz para nosotras. Hemos esperado mucho tiempo para formalizar nuestro compromiso. Kathy ha estado a mi lado por más de dos décadas ayudándome a criar nuestra familia, me ha apoyado en mi carrera política y en todos los altibajos que he tenido en mi vida… Ella es el amor de mi vida y no puedo esperar para pasar el resto de mi vida casada con ella”, comentó Parker.

California es uno de los estados del país que permite el matrimonio entre parejas del mismo sexo. Texas no lo permite. El pasado noviembre Parker anunció que las parejas del mismo sexo que trabajan para el Municipio serían elegibles para recibir beneficios de cobertura médica y seguro de vida. Sin embargo, el partido republicano en el Condado de Harris actualmente está luchando en corte para revertir la iniciativa de la alcaldesa.

La pugna para lograr una ordenanza integral que incluya orientación sexual e identidad sexual será complicada pero Parker está dispuesta a tomar los riesgos.

“Houston es un ciudad diversa y no deben haber ciudadanos de segunda clase. Todos los que trabajan duro para que progrese Houston merecen los mismos derechos que todos los demás”, dijo Parker durante su discurso el pasado 2 de enero.

Aunque a primera instancia la propuesta de Parker aparentemente cuenta con el apoyo de la mayoría de los concejales, varios quieren esperar a ver exactamente lo que va a proponer la alcaldesa.

“Yo creo que no debe haber discriminación pero tenemos que analizar con mucho cuidado lo que exactamente se está proponiendo”, dijo el concejal C.O Bradford.

El presidente del partido republicano local, Jare Woodfill, ha dicho que las “maniobras” recientes de Parker están motivadas por su agenda política. Woofill también ha acusado a la alcaldesa de querer convertir a Texas como Nueva York y California en lo que se refiere al matrimonio de parejas del mismo sexo.

El partido republicano de Houston ha tomado la postura de ir en contra de la ordenanza que pretende presentar Parker en el Concejo en los próximos meses relacionada con la ordenanza integral que incluya orientación sexual e identidad de sexo porque sus miembros consideran que es la puerta para tratar de legalizar el matrimonio entre parejas del mismo sexo.

Todo indica que después de la ‘luna de miel’ vendrán momentos complicados para Parker en cuanto a su agenda política.

Pero ella está feliz.