Nueva política de detención de indocumentados ahorrará millones a Miami

El condado de Miami-Dade ahorrará anualmente 12.5 millones de dólares con la nueva política de detención de indocumentados.
Nueva política de detención de indocumentados ahorrará millones a Miami
Nueva política de detención de indocumentados ahorrará millones a Miami
Foto: AP

Miami- El condado de Miami-Dade ahorrará anualmente 12.5 millones de dólares con la nueva política de detención de indocumentados, que reducirá la estadía de estos inmigrantes en las prisiones, especialmente aquellos detenidos por delitos menores.

Desde el pasado 1 de enero, el condado de Miami-Dade ya no prolonga la detención de personas en sus cárceles basado en solicitudes de detención hechas por el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE), según una carta del director del departamento de cárceles, Timothy P. Ryan.

La nueva directriz “reducirá la estadía de inmigrantes indocumentados en las cárceles de Miami-Dade, pero no necesariamente el número de detenciones”, precisó hoy a Efe el director de la organización pro inmigrante “We Count!”, Jonathan Fried.

En promedio, un detenido requerido por ICE permanece 35 días más en una cárcel de Miami-Dade que alguien que no es solicitado por las autoridades migratorias, según un informe del condado sobre el impacto fiscal de estas detenciones.

El estudio, basado en datos del año fiscal 2012-2013, establece que mientras el requerido por ICE permanece en promedio 55,8 días detenido, el que no está solicitado por inmigración permanece 20,8 días en la cárcel.

Ahora, con la resolución aprobada por la Comisión del condado, sin votos en contra, y que entró en vigor el pasado 1 de diciembre, Miami-Dade sólo acatará aquellos casos en los que logre un acuerdo “escrito” con el gobierno federal, para que este último lo reembolse.

Según el condado, anualmente 2.616 personas son sometidas a detenciones solicitadas por las autoridades de inmigración, y cada uno de estos detenidos le cuesta a los contribuyentes 140 dólares diarios.

La Comisión de Miami-Dade cuestionó en sus argumentos para la aprobación de la nueva política, el hecho de que ICE no reembolsó al condado la gran mayoría de los costos.

Fried precisó que estos detenidos, como cualquier otra persona, podrán ahora pagar la fianza, en caso criminal, con o sin la solicitud de inmigración, y el condado no va a detener a la persona por un tiempo extra hasta que llegue inmigración.

“Tampoco va a avisar a las autoridades de inmigración cuándo la persona va a salir”, agregó.

El condado también cuestionó en la resolución que los detenidos, en su mayoría, estaban acusados de delitos menores, como conducir sin licencia. De 2.499 solicitudes de ICE en 2012, el 61 por ciento no estaba acusado de delitos mayores.

Sin embargo, ICE ha sostenido que esta agencia federal se concentra en los criminales que representan algún peligro, no los que cometen delitos menores.

El director de cárceles del condado avisó a un oficial de ICE en una carta enviada el pasado 7 de enero que “todas” las personas con solicitudes de detención de ICE serán excarceladas sin notificar a esta oficina federal.

Según la ley, el cumplimiento del condado a los requerimientos del ICE son “voluntarios y no obligatorios”.

Las organizaciones proinmigrantes y los abogados de inmigración señalaron que es crucial que los indocumentados se informen de las nuevas políticas de detenciones.

“Es importante que los abogados, los agentes de fianzas y la comunidad entienda el impacto de este cambio en la política”, dijo la directora de la Clínica de Inmigración de la Escuela de Derecho de la Universidad de Miami, Rebecca Sharpless.

“Si nuestro sistema de justicia criminal ha decidido que una persona en la cárcel del condado es elegible para una fianza, esa persona puede pagar la fianza sin importar si los archivos de la cárcel indican que ICE ha colocado una solicitud de detención”, explicó.

?>