3 ejercicios que puedes hacer en la oficina

Si no tienes tiempo para ir al gimnasio o realizar una actividad física antes o después del trabajo, estos ejercicios te ayudarán a mantenerte en forma y saludable.

Guía de Regalos

3 ejercicios que puedes hacer en la oficina
Estos ejercicios son fáciles de hacer en la oficina.

Hoy en día pasas más tiempo en el trabajo que en cualquier otro lugar. Con esta vida sedentaria, tarde o temprano tu cuerpo te pasará factura.

¿Te ha pasado que llegas a casa exhausta, con dolores musculares o de cabeza después de una jornada laboral? ¿O que te encuentras tan agotada que prefieres cambiar el gimnasio por un rato en el sillón frente a la televisión? Aprende cómo ejercitarte durante el trabajo para verte bien y sentirte aún mejor.

Aunque no te des cuenta, en una jornada laboral típica el tiempo pasa y tú estás siempre en la misma postura . Seguramente los movimientos de tu cuerpo se reducen a caminar unos pocos metros dentro del ámbito laboral y permaneces sentada la mayor parte del tiempo, lo que puede traer serias consecuencias para tu salud .

Los  ejercicios en el trabajo son perfectos para que aproveches tus tiempos muertos  y los transformes en momentos para ti. Podrás quemar calorías, estirar y tonificar tus músculos sin moverte de tu espacio laboral. Además, notarás un aumento en tu energía corporal y mental. Elige los ejercicios que te parezcan más prácticos e intenta realizar varias series de cada uno.

1. Realiza estiramientos

Estiramientos. Shutterstock

Para estirar las piernas , levanta y baja tus talones. Puedes usar la base de un escritorio para apoyar tus manos y evitar perder el equilibro. Para relajar tus hombros, levántalos todo lo que puedas, sostén la postura y luego bájalos despacio.

Sentadillas. Shutterstock

Las sentadillas son excelentes para tonificar tus piernas. Sostente del respaldo de una silla y párate erguida. Desciende flexionando las rodillas y regresa lentamente. Para simular caminatas, párate firme y adelanta sólo la pierna derecha; una vez que tu muslo esté paralelo al piso, mantén la postura. Luego de unos segundos, regresa a tu posición inicial. Repite el ejercicio con la pierna izquierda.

3. Obtén una espalda sana y glúteos firmes

Espalda y glúteos firmes.

Para evitar el dolor de espalda , apóyate contra una pared y aleja lentamente los pies. Baja desde la cintura sin dejar de apoyar la espalda . Cuando tus piernas estén a 90º, sostén la postura un momento y vuelve a subir. Si quieres trabajar tus glúteos debes tensarlos y relajarlos continuamente. Usa las escaleras en vez del ascensor.

La profesora Laura Foletto sugiere practicar los ejercicios de manera gradual para trabajar tu cuerpo correctamente sin lastimarte, y en la medida que te sea posible usa ropa y zapatos cómodos.