5 tips para mejorar tus finanzas

El secreto de las finanzas sanas en el hogar radica en la organización y el control.

Guía de Regalos

5 tips para mejorar tus finanzas

Aunque no poseas ingresos millonarios, siempre es posible organizar tu economía para evitar apuros, afrontar gastos imprevistos e, incluso, para darte algún gusto. Todo es cuestión de tener un poco de disciplina.

1.Planifica tu presupuesto

Haz una lista con los ingresos mensuales y con los gastos fijos, tanto tuyos como de tu familia, asegurándote de que los incluyes todos y de una forma realista. A partir de entonces, trata de ceñirte lo más posible a este presupuesto familiar y de eliminar aquellos desembolsos que sean innecesarios. Esto no significa una política de austeridad total, pues siempre puedes incluir una cantidad para “gastos diversos”. Lo importante es no sobrepasarlos.

2. Ten cuidado con las ofertas

Aunque un producto esté anunciado con una rebaja de un 50 por ciento, si no lo necesitas y aún así lo compras, estarás botando tu dinero. A su vez, comprar barato , si significa adquirir un bien de baja calidad, no es siempre una buena idea; si piensas usarlo frecuentemente es mejor que prefieras al que tenga mayor durabilidad sobre el que posea menor precio. Aunque esto signifique un gasto inicial mayor, a la larga representará un ahorro.

3. Evita endeudarte sin necesidad

Si bien en la vida moderna el crédito es indispensable y en algunos casos recomendable, endeudarse para adquirir bienes de consumo a través de la tarjeta de crédito , por ejemplo, resulta negativo, pues los intereses en estos casos suelen ser muy altos. Es mejor ahorrar durante un par de meses y comprarlos de contado; no sólo te evitarás el costo financiero sino también dolores de cabeza a la hora de pagar las mensualidades.

4. Maximiza tus gastos

Puedes reducir algunos gastos sin disminuir lo que recibes a cambio, generando un ahorro importante. Así, por ejemplo, trata de pagar con preferencia las deudas que tengan el interés más alto (como las tarjetas de crédito) o de consolidarlas en una sola a un menor interés; escoge las tarifas de servicios públicos (teléfono, internet, luz) que más se adapten a tu consumo; y aprovecha los programas de fidelización de clientes (los que ofrecen puntos redimibles por servicios o bienes cada vez que haces una compra).

5. Piensa en el futuro

Como recomienda Fernando Viñas, especialista en finanzas personales , es fundamental planificar para el futuro. Ello implica que ahorres aunque sea una pequeña parte de tus ingresos para proyectos que quieras emprender, para viajes u otros gustos que estás deseando, o para imprevistos. También deberías estar pendiente de cumplir a tiempo con la presentación de las declaraciones de impuestos para evitar multas, y del pago de los seguros, algunos de los cuales son indispensables.