Entrenadores de la Liga Liberty dedicados a la comunidad

La pasión por el fútbol permite a los entrenadores de la Liga Liberty trabajar con los más pequeños de la comunidad en Los Ángeles
Entrenadores de la Liga Liberty dedicados a la comunidad
De izquierda a derecha: Ricardo Ávila, Rubén Torres y Alex Gómez.
Foto: Iliana Salguero / La Opinión

Son latinos y comparten el amor por uno de los deportes más populares del mundo.

Son ex jugadores de fútbol y entienden a la perfección la pasión, el talento y el trabajo que envuelve a esta disciplina.

Con años de experiencia en el medio y con nuevas ilusiones de cara al futuro, Alex Gómez, Rubén Torres y Ricardo Ávila, son entrenadores que semana tras semana se encargan de dirigir a los pequeños de la División Infantil de la Liga Liberty.

Los tres se preocupan por mantener la motivación y la unidad de su equipo, mientras enseñan a los niños a trabajar e intentan destacar las cualidades de cada uno de ellos.

Alex Gómez es el encargado del F.C. Scorpions desde hace cinco años, donde trabaja con niños entre los 4 y los 10 años de edad.

Su historia en el deporte local inició cuando era un niño y reconoce que su gran motor siempre ha sido el fútbol.

“Disfruto mucho enseñar a los niños, disfruto el fútbol, me encanta poder entrenarlos, ver cómo crecen, cómo progresan”, comentó Gómez.

Para este entrenador mexicoamericano la mejor experiencia consiste en enfrentar a diferentes academias que le permiten, a él y a su equipo, aprender y adquirir más experiencia.

Dentro de unos 10 años Gómez sueña con ver a los pequeños que hoy entrena consiguiendo becas para ir a la universidad por su talento al momento de patear el balón.

Rubén Torres es un ex jugador profesional que formó parte de varios equipos en México entre los que destaca Académicos y el Jalisco de Guadalajara. Actualmente entrena a los Poderosos, un equipo con divisiones que van de los 4 a los 13 anos.

La disciplina para Torres es fundamental para el bienestar del club y de los jugadores que integran la escuadra.

“La disciplina es un factor muy importante dentro de un club, es importante motivarlos para que se superen y puedan sobresalir”, acotó Torres, quien entiende a la perfección el deseo de los jóvenes que sueñan en convertirse en futbolistas profesionales.

“El consejo que yo les daría a los que quieren ser profesionales es que tienen que tener una mentalidad de triunfador, ellos deben saber que pueden lograrlo, deben tener ganas de triunfar”, expresó.

Ricardo Ávila es el director técnico de Norwalk United Soccer, pero la vocación por dirigir a un equipo viene desde que era un infante.

“Desde muy chico, desde los seis o siete años empecé a organizar un equipo en la calle y desde ahí me gustaba mucho. Tiempo después me volví jugador y así me inicié”, dijo Ávila, que ya lleva más de tres años dirigiendo a la categoría infantil del Norwalk.

Para Ávila lo más importante es enseñarles a los jugadores a siempre mantener la frente en alto y dejarlo todo en la cancha.

Su sueño es poder ver a su hijo jugar a nivel profesional, y es que para este entrenador el apoyo de los papás es fundamental en el progreso de los niños.

“Hay que apoyar e inculcarle a los hijos algo sano, hay que alejarlos de tanto videojuego, de tanta computadora, hay que buscar apoyar y estar con los hijos. Para mí, mis hijos son mi prioridad y trato de estar con ellos lo más posible”, afirmó.