Gutiérrez: Maquinaria policial “desaparece” indocumentados

El legislador demócrata dijo estar en desacuerdo con los republicanos que dicen que Obama es "blando" para aplicar las leyes.
Sigue a La Opinión en Facebook
Gutiérrez: Maquinaria policial “desaparece” indocumentados
Gutiérrez hizo estos comentarios durante un discurso en el pleno de la Cámara de Representantes.
Foto: Captura de video de Youtube

Washington, D.C. – Más de 12,000 indocumentados han sido deportados desde que los republicanos del Congreso divulgaron sus “principios” para una reforma migratoria y, cada día que pasa, los indocumentados son “desaparecidos” por una “maquinaria policial migratoria”, advirtió este martes el congresista demócrata Luis Gutiérrez.

Durante un discurso en el pleno de la Cámara de Representantes, Gutiérrez ridiculizó la queja de los republicanos de que el presidente Barack Obama es “blando” en el cumplimiento de las leyes de inmigración en EEUU.

Gutiérrez colocó un cartel que señalaba que 12,601 indocumentados han sido deportados desde que el presidente de la Cámara Baja, el republicano John Boehner, divulgó los “principios” migratorios el pasado 30 de enero durante el retiro anual de su bancada en Cambridge (Maryland).

Ese día, Boehner reiteró la importancia de votar la reforma pero advirtió de la dificultad de lograrla debido al recelo de su bancada hacia la Casa Blanca.

La noción de que los republicanos no confían en que Obama hará cumplir las leyes “no tiene sentido” porque cada día que pasa, “la gente está siendo desaparecida por nuestra maquinaria policial migratoria”, señaló hoy Gutiérrez.

Si hay duda sobre el impacto de las deportaciones, basta hablar con los cerca de 5,000 niños colocados en hogares temporales porque sus padres están detenidos o han sido deportados, subrayó.

Para Gutiérrez, los republicanos no pueden recurrir a más excusas, porque Obama ya ha deportado a cerca de dos millones de indocumentados desde 2009 y EEUU registra el número más bajo de cruces ilegales “en décadas recientes”.

Por ello, advirtió de que los activistas pro-inmigrantes no esperarán más ni se conformarán con un “quizá” o un “no ahora”, y reiteró el riesgo político que corren los republicanos para los comicios presidenciales de 2016 si no votan una reforma migratoria este año.

Gutiérrez hizo esas declaraciones horas antes de participar en un acto con el grupo Casa de Maryland en un suburbio de Washington, para seguir impulsando la reforma.

En paralelo, líderes de la coalición “Movimiento por una Reforma Migratoria Justa” (FIRM), dijeron en una conferencia telefónica con periodistas que a partir de hoy continuarán con su campaña de “confrontaciones” contra republicanos que se opongan a la reforma.

A partir del próximo lunes, esa campaña de presión se extenderá a los distritos electorales de los republicanos durante su receso legislativo, dijo

Kica Matos, directora de asuntos migratorios de la Campaña para el Cambio Comunitario.

Ese mismo día, líderes religiosos pro-reforma arriesgarán arresto frente a la Casa Blanca, durante un acto de desobediencia civil organizado por la Red Nacional de Jornaleros (NDLON).