Mejor método de detección

Clínica de Inland Empire adquiere máquina de PET Scan
Mejor método de detección
Rob Schumacher (izq.), dueño de dueño de Advanced Molecular Imaging, explica el procedimiento para detectar células cancerosas, anormalidades en el cerebro y el corazón, a través del PET Scan.
Foto: Suministrada

En la lucha contra el cáncer, la detección de células cancerosas antes de que se multipliquen y dañen irremediablemente el sistema humano, es vital. Los avances tecnológicos de la medicina han desarrollado varios sistemas que salvan millones de vidas al año debido a la temprana detección de células malignas.

Aunque el uso de pruebas de imágenes y laboratorio pueden detectar la presencia del cáncer en el sistema, existe un proceso en el mercado que es más efectivo: la Tomografía por Emisión de Positrones, también conocido como PET Scan en el idioma inglés.

Comenzando esta semana, dicho sistema está disponible para los residentes del Inland Empire, conformada por los condados de San Bernardino y Riverside, a través de la Clínica Médica Familiar, en sus locaciones de Fontana y Corona.

“Esta máquina puede detectar una célula cancerosa en el sistema, una sola, y nos dice su locación exacta lo que eventualmente salva vidas”, indicó Octavio Ruiz, doctor de la Clínica Médica Familiar en Fontana, la cual cuenta con 20 años de proveer servicios de salud. “No solo salvará vidas sino que también le ahorrará dinero al estado y a los pacientes. Es una maquina de alto nivel que beneficiará a un sinnúmero de familias de bajos ingresos”.

Según Leticia Ruiz, gerente de la clínica, este tipo de sistemas no está disponible en cualquier hospital debido a que su elevado y complejo mecanismo la hace inaccesible. En el Inland Empire, solo el hospital de Loma Linda cuenta con una máquina similar, dijo Ruiz.

“Pero para tener acceso a ella toma hasta tres meses”, añadió la gerente. “Aquí nos encargaremos de que familias de bajos recursos que no tienen seguro médico puedan tener acceso a ella. Los costos de los exámenes oscilarán entre 1,000 y 1,200 dólares, los cuales incluso podrán hacer en pagos”.

Según Rob Schumacher, dueño de Advanced Molecular Imaging (AMI), una compañía con sede en San Juan Capistrano que se encargará de proveer los exámenes médicos, la máquina detecta el metabolismo de glucosa anormal en el sistema, lo cual usualmente ocurre durante la formación de un tumor canceroso; pero además, el aparato de medicina nuclear también es capaz de detectar problemas en el funcionamiento cerebral, tales como la presencia de Alzheimer; y enfermedades vasculares, lo que podría evitar un ataque al corazón.

“Esta máquina nos muestra como están funcionando los órganos y tejidos a través de imágenes tridimensionales. El examen no toma más de una hora y podemos tener los resultados en 24 horas. No hay dolor y los pacientes pueden irse a casa de inmediato una vez concluido el examen. Si el paciente ya ha tenido cáncer, esta máquina nos puede decir la situación actual pero también nos puede detectar con exactitud problemas en el cerebro y corazón”, comentó Schumacher.

La prueba consiste en inyectar una dosis pequeña de una sustancia química radioactiva, similar a la usada en otros procedimientos, que no causa daño alguno, en la vena del brazo. Una vez que la sustancia es absorbida por los tejidos y órganos, el paciente se acuesta en la mesa plana para que la máquina tome las imágenes.

Según la Asociación Americana del Cáncer, cada año más de un millón de personas en los Estados Unidos desarrollan algún tipo de cáncer. Por su parte, el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), indica que alrededor de cinco millones de personas sufren de la enfermedad Alzheimer en el país, mientras que alrededor de 600,000 personas mueren anualmente de enfermedades relacionadas con problemas del corazón.

“Sabemos que las posibilidades de sobrevivir incrementan cuando la enfermedad es detectada a tiempo, por eso hemos hecho trato con AMI para servir a nuestra comunidad”, concluyó el doctor Ruiz.