Senador pasa solo cinco horas detenido

Ron Calderón salió libre bajo fianza y se ha declarado inocente
Senador  pasa solo cinco horas detenido
El abogado defensor de Calderón, Mark Geragos, habla afuera de la Corte ayer y niega los cargos contra su cliente. Pidió al público que no juzguen antes de que se escuche la evidencia.
Foto: La Opinión - J. Emilio Flores

Ron Calderón, el senador estatal acusado de corrupción pública, sólo pasó cinco horas detenido tras pagar una fianza de 50 mil dólares.

El legislador de 56 años de edad, se declaró no culpable de todos los cargos que se le imputan.

Minutos antes de las 11:00 de la mañana de ayer, Calderón se entregó a la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) que desde el viernes lo acusó formalmente de aceptar sobornos, además de fraude y conspiración para cometer lavado de dinero, entre otros delitos, por los que podría alcanzar una condena de hasta 400 años de cárcel.

Encadenado de pies y manos a la cintura, Calderón fue presentado ayer mismo en un juzgado del Edificio Federal Edward Roybal, donde la jueza Suzanne Segal ordenó su liberación pocos minutos antes de las 4:00 de la tarde.

Entre la audiencia del juzgado, además de una veintena de reporteros, sólo estuvieron presentes su esposa Ana y su hija Jessica. Al lado de ellos estuvo el abogado defensor Mark Geragos.

Calderón habló muy poco en la corte, contestando solamente “sí” cuando el juez le preguntó si entendía los cargos y si respetaría los términos de su libertad bajo fianza.

La Fiscalía Federal y la defensa acordaron que esta sería de 50 mil dólares.

Su pasaporte le fue retenido para limitarle los viajes internaciones y que solo pueda hacerlo dentro de Estados Unidos.

El Senado estatal ha pedido a Calderón que renuncie a su cargo, sin embargo ayer su abogado no quiso pronunciarse sobre la decisión que tomará su cliente al respecto.

Calderón representa el Distrito 30 de California que incluye varias ciudades como Bell, Bell Gardens, Commerce, Cudahy, Huntington Park, La Mirada, Montebello, Norwalk, Pico Rivera y Whittier, entre otras, donde el 50% de la población es latina y el 28% afroamericana.

La jueza Segal fijó como fecha tentativa para iniciar el juicio el 22 de abril y estará en manos del juez Michael Fitzgerald.

El fiscal Mack Jenkins dijo que la audiencia de ayer fue sólo el primer paso de un largo proceso en busca de justicia para políticos corruptos, mientras que el abogado defensor, Mark Geragos, aclaró que en este país prevalece la presunción de inocencia, por lo que antes de lanzar piedras deben respirar profundo.