Crean academia de arte en honor a Gabriel Fernández

El centro abierto esta semana ofrecerá clases gratuitas a niños de Palmdale
Crean academia de arte en honor a Gabriel Fernández
Jim Liu frente al centro comunitario Casa de Gabriel, que ofrecerá clases gratuitas de arte.
Foto: Marvelia Alpízar / La Opinión

La muerte de Gabriel Fernández, presuntamente por abuso por parte de sus padres, causó conmoción en Palmdale. Pero las autoridades han decidido rendir honor a su memoria ofreciendo clases de arte a niños de esa ciudad.

El alcalde de Palmdale, junto con otras personalidades, inauguraron esta semana el centro comunitario Casa de Gabriel, en honor al niño que murió en mayo tras una golpiza propinada según las autoridades por su madre biológica y la pareja de esta.

Miembros de la academia de artes The Art Branch estarán encargados de dictar las clases a niños y jóvenes de 8 a 17 años.

“Las autoridades de la ciudad pensaron que esto sería un buen homenaje para él y decidieron darle el nombre de Casa de Gabriel”, dijo Jim Liu, fundador y director de la academia. “Estaremos recordando su vida y el aspecto positivo de lo que podríamos hacer para prevenir una situación como esta. Mucha gente se estanca en lo negativo pero es mejor que nos aferremos a lo positivo”, añadió.

“Es por eso que estamos ofreciendo estas clases para ayudar a los niños a aumentar su autoestima y todo lo que necesitan en la vida”, dijo Liu. “Queremos asegurarnos que estos niños sepan que tienen futuro”, añadió.

La muerte del pequeño Gabriel Fernández fue un caso que causó impacto en la comunidad debido al hecho de que el niño vivía con sus abuelos y fue enviado a vivir con su madre y padrastro.

La madre Pearl Fernández y el padrastro Isauro Aguirre han sido acusados de asesinato por la muerte. Además, los abuelos maternos del niño han demandado a varias agencias del condado, acusándolas de negligencia por no investigar varios reportes de abuso.

Emily Carranza, prima del pequeño Gabriel, resaltó que para su familia, el centro comunitario “muestra, en cierta forma, que él [Gabriel] no vivió en vano. Esta casa, a la que se le dio su nombre, no solo mantendrá su memoria viva sino que ayudará a educar a otros niños”.

Carranza añadió que la casa permitiría que otros niños tengan la oportunidad de disfrutar de las cosas a las que Gabriel nunca pudo tener acceso. “Esperemos que sea un lugar donde los niños que quieran aprender un instrumento o ballet, tengan la oportunidad de ir a la Casa de Gabriel”, dijo. “Que sea un lugar que mantenga viva su memoria y ponga una sonrisa en los rostros de los niños”.

La Casa de Gabriel ofrecerá inicialmente clases de actuación, baile, técnicas de modelaje y música, pero a partir de abril se incluirán clases de vocalización, nivel básico de arte y fotografía. Maestros certificados enseñaran las clases de hora y media a dos horas de duración y planificadas de acuerdo con la edad de los participantes.

“Una hora de clase de música más barata cuesta por lo menos 40 o 50 dólares y los niños van a recibir esas mismas clases en forma gratuita”, dijo Liu. En algunas clases de música, como la de guitarra, los niños podrán llevarse ese instrumento cuando finalicen todo el curso.

Liu destacó que aunque el local es una casa propiedad de la ciudad y que ha sido puesta a disposición de la academia para dictar las clases, necesitán de fondos para lograr que el programa tenga el éxito que ellos desean en la comunidad.

“Actualmente, con todos estos niños que van a comenzar a asistir, dependeremos de amigos y donaciones, ya que todas las clases son gratuitas”, dijo Liu. “Es un programa gratuito que va a crecer rápidamente”, añadió.

Las clases comenzaran el lunes 10 de marzo.