China permitirá pintadas en tramo de la Gran Muralla

Las autoridades chinas destinarán un tramo de la Muralla para que los turistas puedan escribir sus nombres y preservar el resto de la antigua construcción
China permitirá pintadas en tramo de la Gran Muralla
Un grupo de turistas pasea por la construcción histórica.
Foto: EFE

Pekín.- Las autoridades chinas permitirán que los turistas puedan grabar sus nombres en las paredes de un tramo de la Gran Muralla en las afueras de Pekín con el objetivo de que dejen de hacerlo en el resto del magno monumento, una medida que se toma después de años de intentos infructuosos de prohibir esa práctica.

Según informa este miércoles el diario “China Daily”, el área donde se permitirán estas pintadas, que los turistas suelen realizar clandestinamente con objetos punzantes en los ladrillos de la muralla, es una de las torres defensivas de la sección de Mutianyu, 43.5 millas al norte de Pekín.

En Mutianyu, uno de los tramos más visitados y mejor conservados, hay actualmente letreros que recuerdan a los turistas la prohibición de grabar sus nombres, pero numerosos visitantes no los respetan y pueden verse miles de estas pintadas, algunas de ellas con décadas de historia.

Los responsables de conservación de Mutianyu afirmaron que se plantean ampliar las zonas autorizadas a otras dos torres, y también crear una especie de muro electrónico con la misma finalidad.

La Gran Muralla se creó por orden del primer emperador chino, Qin Shihuang, en el siglo III A. de C., cuando se unieron diversos tramos de muros construidos por antiguos reinos y tribus para defenderse de invasores nómadas del norte de Asia.