Tadeusz Kempka lamenta profundamente muerte de Hausleber

"Jerzy me aguantó 62 años y yo también" afirmó el también entrenador que llegó de Polonia con el hoy desparecido baluarte de la marcha mexicana.
Sigue a La Opinión en Facebook
Tadeusz Kempka lamenta profundamente muerte de Hausleber
Una gran pérdida para el deporte mexicano y el olimpismo en general.
Foto: Notimex

México.- A Tadeusz Kempka se le hace un nudo en la garganta cuando recuerda a su compañero en aquellos tiempos en Polonia, cuando ambos eran atletas y luego se hicieron entrenadores. Jerzy Hausleber fue un gran hombre, pero también una buena persona.

Presente en la funeraria en donde descansa el cuerpo de Jerzy Hausleber, quien llevó a la gloria olímpica un puñado de marchistas mexicanos como José Pedraza, Ernesto Cantó y Raúl González y quien falleció este jueves, Kempka recuerda la manera en cómo era.

“Fue un gran amigo, siempre compartimos grandes momentos, que para citarlos tendrían que volver a pasar”, dijo.

Kempka, quien llegó a México tras un convenio con las autoridades deportivas entre ambas naciones con motivo de los Juegos Olímpicos de México 68, mencionó que Hausleber siempre tuvo tiempo para tener amigos, pese a contar con un carácter fuerte.

“Fuimos amigos durante 62 años, nos conocimos en 1952 y desde entonces estuvimos juntos, tanto en Polonia como en México”, asentó el también entrenador, quien tuvo como alumno al recordista mundial Arturo Barrios y el maratonista Dionicio Cerón.

“Para mí es una pérdida profunda, de un gran amigo”, comentó Kempka, quien sostuvo que ahora sólo quedan dos de los tres polacos que llegaron a México como Andrzej Piotrowski, quien llevó al velocista Alejandro Cárdenas al podio mundial en Sevilla 99.

Kempka apuntó que visitaba de manera continua a su amigo, tanto en el hospital como en su casa “y cuando llegaba sino lo hacía con un frasco de arenque –peces azulados- se enojaba”.

Llegamos por 30 meses y nos quedamos en México por 48 años. Él me aguantó 62 años y yo también”, esbozó.