EEUU abandonaría recopilación de datos telefónicos

El Gobierno de Obama anunciará una propuesta legislativa que requeriría una orden judicial en casos de sospecha de terrorismo
EEUU abandonaría recopilación de datos telefónicos
La propuesta llega tras la polémica desatada por las revelaciones del exanalista Edward Snowden.
Foto: Getty

Washington.- La administración de Obama se prepara para revelar una propuesta legislativa que terminaría con polémica recopilación de datos telefónicos por parte de La Agencia de Seguridad Nacional (NSA).

De aprobarse en el Congreso la medida, el Gobierno sólo podrá solicitar registros a las compañías de telecomunicaciones con una orden judicial cuando haya sospecha de vínculo terrorista, adelantó hoy el New York Times.

Según informaron fuentes oficiales al diario, esta es la principal medida que recoge la propuesta de reforma de la NSA en la que trabaja el Departamento de Justicia, tras el escándalo que provocaron las revelaciones del exanalista de la NSA Edward Snowden el año pasado y a tan sólo unos días de que venza el plazo que dio el presidente de la nación, Barack Obama, a su equipo para presentar los cambios.

La práctica comenzó bajo el mandato de George W. Bush tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 y que reveló Snowden, refugiado en Rusia tras destapar el año pasado el escándalo del espionaje por parte de la NSA.

Desde hace más de una década esta agencia tiene permitido hacer acopio de los llamados metadatos telefónicos (que no incluyen el contenido de las conversaciones pero sí las horas y números) para investigar a sospechosos de terrorismo con la condición de destruir los registros al cabo de cinco años.

Las compañías de telecomunicaciones se resistieron desde el primer momento en el que se habló de reformar los programas de la NSA a aceptar conservar los datos telefónicos durante cinco años, por lo que la Administración ha cedido y no les exigirá que los guarden más allá del tiempo que se les requiere ahora, dieciocho meses, según las fuentes consultadas por el Times.