Ansiosos por la cita con Francisco

Activistas angelinos abogan hoy por la reforma ante el Papa
Ansiosos por la cita con Francisco
La delegación angelina aparece en la Plaza de San Pedro, en el Vaticano.
Foto: NOTIMEX

La delegación de Los Ángeles, que se reúne hoy con el papa Francisco en el Vaticano, espera que el encuentro sea de gran beneficio para la reforma migratoria.

El grupo, compuesto por miembros de diferentes organizaciones del Sur de California, partió el pasado viernes junto con dos niñas, de 10 y 15 años, quienes representan a los millones de menores que enfrentan la separación de sus familias por la deportación de sus padres. La audiencia estaba planificada para hoy a las 10:30 de la mañana, hora local de Roma.

“Tenemos más de mil quinientas cartas de niños que son ciudadanos de Estados Unidos y cuyos padres son indocumentados, que han sido escritas al Papa, en adición a las que ya se les habían enviado”, dijo Juan José Gutiérrez, de la Coalición de los Derechos Plenos por los Inmigrantes, en entrevista telefónica con La Opinión, desde Roma. “Allí muestran la situación de indefensión en donde sus padres están bajo amenaza de ser arrestados y posiblemente deportados”.

Gutiérrez destacó que han sido unos días en donde “nos hemos preparado, primero que nada, informando a la opinión pública internacional de que hemos venido desde muy lejos para darles las gracias al Papa porque en su primer año de mandato haya proclamado que se tiene que respetar dignidad humana de todos los seres humanos, independientemente de su estado migratorio”, dijo.Durante la audiencia con el Papa, señaló Gutiérrez, se le pedirá que aborde el tema migratorio en su reunión con el presidente Barack Obama, a celebrarse mañana. “Es importante que se frene la persecución, arresto y deportación de indocumentados, que está dividiendo las familias y que afecta, no solamente a esas familias sino a niños y niñas nacidos en los Estados Unidos”, dijo Gutiérrez.

Añadió que se estima que en el país hay más de cinco millones de niños ciudadanos, con uno o ambos padres indocumentados. La delegación también le pedirá al Santo Padre bendecir sus esfuerzos a favor de los indocumentados.

“Queremos también que nos de su bendición para seguir con la lucha una vez que regresemos a Estados Unidos, hasta que crucemos la meta que se nos hace que está cerca y podamos cantar victoria de que se logró la reforma migratoria”, dijo Gutiérrez. “Es algo importante, como personas de fe que somos”, expresó.