Chris Evans seduce otra vez como ‘Captain America’

Chris Evans y su 'alter ego', Captain America regresan mano a mano por la justicia y la libertad en la secuela 'The Winter Soldier'
Chris Evans seduce otra vez como ‘Captain America’
El actor a sus 32 años ya es la imagen viviente del personaje de Marvel.
Foto: EFE

No vuela. No tiene telas de araña que lo ayuden. No se transforma en una figura gigantesca. Capitán América —o Captain America por su nombre original— está más asentado en la realidad que algunos de sus colegas, como Iron Man, Hulk o Spider-Man, pero eso no quiere decir que sea menos que un súper héroe.

Lo vuelve a demostrar en Captain America: The Winter Soldier, la secuela de Captain America: The First Avenger, que lo presentó a las audiencias contemporáneas hace casi tres años, y que se estrenará esta medianoche.

El papel de Steve Rogers, transformado en los años 40 en un súper soldado a raíz de un experimento científico, sigue en manos de Chris Evans, quien a sus 32 años ya es la imagen viviente del personaje de la editorial Marvel.

Fue la Antorcha Humana en la primera entrega de Fantastic Four (2005), filmada cinco años después de su debut frente a las cámaras, y antes de agarrar el escudo de Captain America, fue visto en filmes como Cellular, The Nanny Diaries y Street Kings.

Pero fue su participación en The First Avenger que sentenció su fama: le siguió su participación en The Avengers, la cinta de súper héroes de más éxito de la historia, de la que ahora se está rodando ya su secuela, Avengers: Age of Ultron, que se estrenará el año que viene.

El actor y el héroe: quién es quién. Evans trató de descifrarse —y descrifar a Captain America, que lo hizo con una palabra: “inventivo”— en una entrevista que concedió a La Vibra con motivo de la promoción de Captain America: The Winter Soldier, dirigida por los hermanos Anthony y Joe Russo, donde se enfrenta, ayudado por Black Widow (Scarlett Johansson) y Nick Fury (Samuel L. Jackson), a un rival misterioso en el seno de S.H.I.E.L.D., la agencia que coordina a The Avengers y en la que mantiene un papel decisivo el oficial Alexander Pierce (Robert Redford).

“Mucho de lo que hacemos al rodar es intangible; así que las referencias que los [directores de The Winter Soldier], hermanos [Anthony y Joe] Russo me dieron me parecieron perfectas: eran cintas de género que tenían el tono adecuado. Desde el principio supe que [The Winter Soldier] iba a ser diferente [a The First Avenger]… [Los Russo] son increíbles: siempre hay una cierta preocupación cuando hay dos directores, dos capitanes. Pero ellos comparten su cerebro, lo entienden todo de la misma forma, lo que provoca un intercambio de información. Los dos se desafían y de eso siempre surge la mejor escena”.

“Honestamente, creo que si se sacara el elemento del súper héroe de esta historia, aún tendríamos una buena historia para una película. Cuando hablé con [el presidente de Marvel] Kevin Feige, me di cuenta que iban a apostar por un ‘thriller’ de suspenso. Captain America no vuela: sus habilidades son terrestres. Por lo que hay que encontrar un argumento que no sea demasiado fantástico, que viva en la realidad”.

“Recuerdo cuando me dijeron que Robert Redford iba a estar en la película no me lo podía crear… Marvel ha hecho tantas grandes películas durante los últimos años que estos grandes actores se están mostrando interesados en formar parte de ellas. Así que Ben Kingsley [Iron Man 3], Guy Pearce [Iron Man 3], Mickey Rourke [Iron Man 2]… tienes estos actores fantásticos que vienen por estar atraídos al buen cine”.

Espero dirigir más. Lo hice el año pasado y me encantó. Voy a cumplir mi contrato con Marvel. Pero después, con suerte, me quedaré detrás de las cámaras. Actuar es maravilloso, pero dirigir… uno construye la película. Actuar es una pieza pequeña del puzzle. Dirigir, es personal, más satisfactorio: es hacer arte”.

“Sé que estoy [contratado] para The Avengers 2 [Age of Ultron], que acabaremos en agosto. Luego le tocará el turno a Captain America 3, y después a The Avengers 3. No me sorprendería que ‘Captain America 3’ llegara en 2016 y ‘The Avengers 3’ en 2017…”.

Es un desafío mantener el aspecto físico que el papel requiere, pero también te da una seguridad profesional maravillosa. Eso me permite hacer otras cosas, como haber dirigido una película el año pasado [1:30 Train], algo que no hubiera sucedido si no hubiera hecho estas películas con Marvel y su universo. Actuar es un negocio lleno de incertidumbres: uno nunca sabe lo que va a suceder. Marvel ha cambiado mi vida”.