Capitanes a mucho orgullo

Jugadores de Pride Soccer Academy motivan y ayudan a sus compañeros para mejorar
Capitanes a mucho orgullo
Jugadores de Pride Soccer Academy practican sobre el campo de Downey High School.
Foto: Especial para La Opinión - ILIANA SALGUERO

El capitán de un equipo de futbol debe distinguirse por su disciplina, su talento, su responsabilidad y sobre todo su madurez para guiar y ordenar a sus compañeros dentro de la cancha.

Pero cuando se es joven, quizá se pueda pensar que es muy difícil cumplir alguno de esos requisitos.

Ése no es caso de Miguel López y Joshua Gómez, jugadores y capitanes de Pride Soccer Academy, quienes a pesar de su corta de edad han asumido el gafete con mucha seriedad, y sobre todo, con mucho compromiso.

López es el capitán del equipo “A” y está consciente de la importancia de su rol.

“Es difícil ser el capitán del equipo porque tienes que mantener el equipo unido y ser un líder para que el grupo esté bien. Si perdemos le ayudo a mis compañeros a entender que ganamos experiencia y que los equipos buenos se hacen en las derrotas y en las victorias”, explica el jugador de 18 años de edad.

El jovencito anhela la posibilidad de convertirse en jugador profesional, pero sus aspiraciones también radican en convertirse en un profesional de la medicina y la anestesiología para ayudar a las personas que más lo necesitan.

“La escuela es mi prioridad, siempre me preocupo por tener buenos grados para poder ir a la universidad y cuando estoy dentro de la cancha me concentro sólo en el juego”, comentó.

Joshua, capitán de la División “B”, admite que sobre sus hombros carga una gran responsabilidad.

“Trato de ser el ejemplo para mis compañeros, trato de ser alguien que ellos puedan imitar, por eso trato de hacer lo mejor posible y marcar la diferencia”, aseguró.

A sus 17 años, Joshua se esfuerza al máximo para lograr un solo objetivo, jugar en España, para lograrlo él cree tener la clave.

“Yo lo doy todo en la cancha, trato de hacer buenas jugadas, de estar concentrado y comprometido con la camiseta y creo que lo puedo lograr”, explicó.

La Pride Soccer Academy, fue fundada hace un año por Edgardo Rivera, también creador de la Liga Pride, con el objetivo de crear una institución que brinde a los jugadores una formación integral dentro del futbol local de Los Ángeles.

La Academia participa en la Primera División de la Liga Pride y en torneos locales.

“El proyecto incluye formar una academia desde los cuatro años en diferentes divisiones y también en categorías femeniles”, dijo Rivera.

A corto plazo, la categoría Sub-17 de la institución planea unirse este año a la Coast Soccer League para incrementar el nivel de competencia de los chicos.

“Nosotros no lo hacemos por dinero, lo hacemos por amor al futbol y creo que eso es lo que hace la diferencia”, dijo Rivera después de una práctica de su equipo.