El titiritero nihilista de la línea L

Kalan Sherrard y sus marionetas entretienen a los pasajeros de New York
El titiritero nihilista de la línea L
La audiencia de Sherrard son los pasajeros del Metro

Si vives o estás visitando New York, y tu medio de transporte en las noches y fines de semana es la línea L del Metro, probablemente te hayas cruzado con Kalan Sherrard y su show de marionetas nihilistas-anarquistas.

Los “actores” de su show o “escultura dinámica”, como él llama a su acto, son una combinación ecléctica de partes de muñecas, calaveras de animales y otros objetos que el artista va encontrando por la calle.

El mensaje de su acto es nihilista-anarquista, pero Sherrard dice aceptar otras interpretaciones de su obra. Su audiencia transitoria está compuesta por pasajeros del tren, que a veces le dejan dinero en un sombrero de piel, y a veces se molestan.

Kalan cuenta que desde pequeño, ya le gustaba actuar en las calles de Seattle. “Siempre hacía cosas raras. Creo que se relaciona con el hecho de que estaba realmente aburrido y desinteresado del mundo”, recuerda. El acto de Kalan es su reacción crítica a la política y la sociedad. “Lo único que me queda es actuar como un demente”, explica.

La idea del performance show nació años atrás, durante un viaje de mochilero que se extendió desde Seatlle a Argentina. En Perú, Sherrard se unió a un grupo de artistas que hacía un show similar, y al volver a EEUU, adaptó el acto, para poder seguir sin sus compañeros de Sudamérica. Desde entonces, el artista y sus marionetas se presentan en la estación, con su cara pintada y su valija con la inscripción Our economy is a cancer, para bailar, tocar la harmónica y amenizar, o interrumpir, el viaje de cientos de neoyorkinos.