‘El fútbol es como el cielo’ para veterano jugador mexicano

Jesús Fregoso, a sus 60 años, sólo sueña con jugar
‘El fútbol es como el cielo’ para veterano jugador mexicano
Más de 45 años respaldan la trayectoria deportiva de Jesús Fregoso.
Foto: Especial para La Opinión - ILIANA SALGUERO

“Ojalá y me muera ahí en la cancha. Está mejor ahí que en un hospital”, dijo Jesús Fregoso, uno de los jugadores con más edad en el futbol local de Los Ángeles.

Hace más de 45 años que Fregoso conoció a uno de los grandes amores de su vida, fue en su natal Ameca, Jalisco cuando pateó por primera vez un balón, sin imaginar el sin fin de alegrías que iba a traer a su vida.

Afirma que ha jugado en todas las posiciones, pero donde mejor provecho saca de su talento es como centro delantero “se puede decir que soy un 10”, contó el mexicano, que desde que llegó a esta ciudad hace 38 años juega para el Tapatío, antes Atlético Guadalajara, siempre en la Liga California.

Pero antes de llegar a suelo angelino, Fregoso tuvo en sus manos una oportunidad de oro. “Estuve cuatro meses practicando con Chivas en 1973, no me quedé porque en ese tiempo estaba encargado de equipo el Ingeniero (Javier) de la Torre y Tomás Balcázar, pero cuando ellos se fueron a las eliminatorias del Mundial del ’74, se quedó a cargo Diego Martínez y él me mandó a entrenar a la Juvenil y yo en lugar de irme a la Juvenil me fui a Puerto Vallarta”, relató con cierta nostalgia, sin embargo, el veterano jugador asegura que “no me arrepiento, pero de vez en cuando pienso que hubiera podido llegar lejos”.

Su corto paso por el Rebaño Sagrado le permitió jugar en el Estadio Jalisco, un recuerdo que ha aprendido a atesorar con el paso de los años. “Jugué en el Jalisco en el preliminar del Clásico Chivas-Atlas… Y eso me quitó el miedo de jugar en cualquier cancha”.

A pesar de reconocer que esa fue una experiencia inolvidable, para Fregoso el momento más memorable que el fútbol le ha regalado llegó en 1976, cuando como seleccionado de la Liga California enfrentó a la Selección Olímpica de México, donde militaba Hugo Sánchez. “Mi mejor experiencia fue haber jugado contra Hugo Sánchez en el Coliseo”, expresó con una sonrisa.

Los años han pasado y Fregoso reconoce que el futbol ha evolucionado con ellos, “ahora es más rápido y también ha cambiado en lo económico, ahora todo lo mueve el dinero”, comentó, pero a pesar de esos detalles, el jugador aseguró que por su mente no pasa retirarse del deporte que para él es sinónimo de felicidad y camaradería, pues le ha permitido mantener firme su amistad con amigos de la juventud.

Fregoso, aún tiene un especial deseo por cumplir. “Mi sueño es tener salud para seguir jugando, porque el futbol debe ser como el cielo, muy bonito. Sí, el futbol es como estar en cielo”, dijo con absoluta firmeza.

Actualmente, Fregoso es dueño y jugador del Tapatío F.C. en la División Veteranos “B” de la Liga California.