Roger Federer sucumbe en París ante Gulbis

Roger Federer sucumbe en París ante Gulbis
El helvético cayó ante el letón que se caracteriza por ser poco humilde.
Foto: EFE

París.- El suizo Roger Federer no pudo alcanzar sus décimos cuartos de final consecutivos en Roland Garros y sucumbió ante el tenis ascendente, descarado y agresivo del letón Ernests Gulbis, mientras que el serbio Novak Djokovic aplastó al francés Jo-Wilfried Tsonga.

El torneo, que desde su primera ronda había perdido al número 3 del mundo, el suizo Stan Wawrinka, vio partir al número 4, que a sus 32 años comienza a dejar signos de fatiga tenística. Cayó por 6-7(5), 7-6(3), 6-2, 4-6, 6-3.

Tras haber sumado la primera manga en una remontada de calidad, Federer desperdició dos bolas para anotarse la segunda, lo que hubiera sido una losa para el letón de 25 años.

Pero un “smash” fallado por el helvético dejó escapar vivo a un Gulbis que, desde ese momento, se le subió a las barbas. Hasta que lo venció.

El letón, reputado hasta ahora más por sus declaraciones fuera de la pista, parece querer comenzar a explotar el talento que atesora.

Cuando en 2008 alcanzó por vez primera en su carrera los cuartos de final de Roland Garros, Gulbis acaparó halagos y se creyó el rey del mundo. Así que apenas entrenaba y lo fiaba todo a su talento, que tiene mucho.

Pero los resultados se resintieron y el letón, hijo de un adinerado empresario de su país, se desplomó en la clasificación.

Pero en los últimos meses su actitud hacia el tenis ha cambiado y, aunque sigue siendo una figura atípica en un mundo acostumbrado a lo políticamente correcto, vuelve a confiar en el trabajo para potenciar su talento natural.

Esta temporada llegó a París tras haber ganado el torneo de Niza, jugó las semifinales de Barcelona y los cuartos de final del Masters 1.000 de Madrid, además de algunos buenos resultados en pista dura, como el torneo de Marsella y las semifinales de Rotterdam.

Su siguiente rival será el checo Tomas Berdych, con el que ha jugado en seis ocasiones y quien solo ha ganado dos. Eso sí, el letón se adjudicó el único partido de Grand Slam, en Wimbledon de 2012.

Berdych, décimo favorito, jugará por segunda vez también los cuartos en París, donde fue semifinalista en 2010 y donde hoy venció en un plácido duelo al estadounidense John Isner, a quien endosó un triple 6-4 en menos de dos horas.

Djokovic invirtió menos de hora y media para acabar con el francés Jo-Wilfried Tsonga, que ni siquiera pudo estirar el partido para contentar a su parroquia, que abarrotaba la central.

El contundente 6-1, 6-4, 6-1 poco tiene que ver con los cerrados duelos que el serbio y el francés acostumbraban a jugar en Grand Slam.

El número dos del mundo, que busca sumar el único grande que no tiene en su palmarés, se medirá contra el canadiense Milos Raonic, al que ha ganado en los dos duelos que han tenido.

Pero Raonic, otra ascendente raqueta de 23 años, un reputado sacador que adereza su tenis con otras cualidades, demostró que puede causarle problemas este año en Roma, donde en semifinales le ganó el primer set.

El canadiense, de 23 años y noveno del mundo, accedió a cuartos por primera vez en su carrera tras derrotar al español Marcel Granollers con un triple 6-3.

Cuartofinalista en Montecarlo y en Estoril, semifinalista en Roma, Raonic es, junto a Gulbis, el último superviviente de la joven generación de promesas que vienen pegando fuerte.

La jornada sirvió también para que el británico Andy Murray, séptimo cabeza de serie, completara su clasificación para octavos ante el alemán Philipp Kohlschreiber, que había quedado pendiente la víspera por falta de luz y que acabó certificando por 3-6, 6-3, 6-3, 4-6, 12-10.

Su rival en cuartos será el español Fernando Verdasco, que también acabó el duelo comenzado la víspera contra el francés Richard Gasquet por 6-3, 6-2, 6-3.

En el cuadro femenino, el susto lo dio la rusa Maria Sharapova, finalista del año pasado y ganadora del anterior, que estuvo a punto de caer contra la australiana Samantha Stosur, a quien acabó derrotando por 3-6, 6-4, 6-0.