Compañía GBP pierde a su cabeza

Schaefer renuncia a la empresa tras elevarse tensiones con De la Hoya
Compañía GBP pierde a su cabeza
Richard Schaefer muestra a los medios una nota con los resultados del combate Floyd Mayweather Jr. y Óscar De La Hoya en 2007.
Foto: EFE

Richard Schaefer, quien como director ejecutivo ayudó a convertir a Golden Boy Promotions en una de las empresas promotoras de boxeo más influyentes del mundo, presentó su renuncia ayer en las oficinas de Los Ángeles, un movimiento que de alguna manera se veía venir tras elevarse las tensiones con Óscar de la Hoya, dueño mayoritario de la compañía.

En un comunicado reproducido por algunos medios de comunicación, Schaefer dijo que “después de más de 10 años con Golden Boy, es tiempo de moverme a un nuevo capítulo de mi carrera”. Y agregó que tras reflexionar la decisión, concluyó que no le había quedado otra opción. No ofreció detalles.

De la Hoya, quien el fin de semana será entronizado al Salón de la Fama del Boxeo Internacional de Canastota, N.Y., no se manifestó de inmediato sobre la noticia. Pero en una reunión con reporteros a principios de mayo en Las Vegas dijo que deseaba que no quería que Schaefer dejara a la empresa.

Ya para entonces se había hecho del conocimiento público que existían diferencias entre ellos.

De acuerdo con varios analistas del negocio del boxeo, las diferencias entre ellos incluyen el reciente acercamiento de De la Hoya con Bob Arum, director de Top Rank, con quien Schaefer no logró limar asperezas.

Pero tal vez lo fue más el no haberse puesto de acuerdo sobre la promoción de algunos boxeadores promovidos por Golden Boy pero que están firmados con Al Haymon, el asesor de Floyd Mayweather Jr.

Algunos especulan que Schaefer, un suizo que antes de incursionar en el boxeo era banquero, se unirá a Mayweather Promotions o que creará una nueva empresa promotora.