Maksim Chmerkovskiy niega su relación con Jennifer Lopez

El bailarín dice que se encuentra inmerso en su trabajo
Maksim Chmerkovskiy niega su relación con Jennifer Lopez
Maksim Chmerkovskiy es una de las atracciones de "Dancing with the stars".
Foto: Getty images

Desde que Jennifer Lopez rompiera definitivamente su vínculo sentimental con el coreógrafo Casper Smart hace casi un mes, no han dejado de intensificarse los rumores de que la famosa intérprete podría haber iniciado un nuevo idilio con el también bailarín Maksim Chmerkovskiy -quien al igual que su exnovio también formaba parte del cuerpo de baile de la cantante-, pero ha sido este último el que ha decidido encargarse personalmente de desterrar semejantes conjeturas a través de un sencillo gesto en su cuenta de la red social Instagram.

Para desechar definitivamente la idea de que podría haberse animado a disfrutar de las festividades del 4 de julio -Día de la Independencia en Estados Unidos- junto a la exuberante estrella del pop en la exclusiva zona residencial de los Hamptons (Nueva York), Maksim ha compartido en su perfil de la citada plataforma varias imágenes -retiradas en cuestión de horas- en las que aparece luciendo musculatura en la citada localización, pero junto a una atractiva joven de cabello rubio que nada tiene que ver con Jennifer Lopez.

Como publica el portal de noticias TMZ, la acompañante del musculoso artista durante estos últimos días responde al nombre de Alessya Bikeva, una atractiva modelo que en los últimos años se ha convertido en un rostro reconocible de varias revistas de fitnes y que, ahora, podría haberse adueñado del corazón de un hombre que hasta hace poco se veía íntimamente asociado a la vida amorosa de la diva del Bronx.

Lo cierto es que la propia Jennifer Lopez ya dejó claro en su momento que actualmente se encontraba soltera y sin compromiso, una situación en la que se encontraba muy cómoda pero que no le llevaría a renunciar para siempre a la idea de encontrar el amor verdadero, un cariño complementario al que ya le dan sus adorados mellizos Max y Emme.

“Por supuesto que todavía estoy abierta al amor, es un sentimiento en el que siempre he creído y que forma parte de mi personalidad. Lo que es verdad es que en los últimos años he recibido varios golpes que me han servido para tomarme estas cosas con más calma. Ahora soy mucho más inteligente y fuerte en ese sentido”, aseguraba la artista al New York Daily News.