Rechazan venta de Banco Popular

Protestan contra adquisición por parte de Banc of California
Rechazan venta de Banco Popular
Manifestantes protestaron ayer frente a una sucursal del Banco Popular en Los Ángeles.
Foto: La Opinión - Aurelia Ventura

Un grupo de activistas comunitarios protestaron ayer afuera de las oficinas del Banco Popular en pleno centro de la ciudad por la venta de 20 de sus sucursales al Banc of California. Temen que con la fusión, los programas para la comunidad Latina se pierdan.

“Estamos aquí porque estamos preocupados por la propuesta de fusionar el Banco Popular y el Banc of California. Banco Popular tiene una historia de servir muy bien las necesidades financieras de la comunidad no solo latina sino de otras minorías”, dijo María Cabildo, presidenta de East LA Community Corporation, una organización de defensa de las familias de bajos ingresos.

Señaló que el Banc of California no ha revelado su plan para ayudar a las familias que menos tienen y cumplir con el Acta de Reinversión de la Comunidad creada para estimular que los bancos ayuden a las comunidades pobres. De hecho, dijo que el 85% de las oficinas del Banco Popular están en las comunidades Latinas, asiáticas y de bajos ingresos.

“Es un banco comunitario que además ayuda a muchas organizaciones que hacen trabajo con las comunidades”, indicó Cabildo.

Vern Aguirre, del Banco Popular, dijo que están tratando de tener una reunión con lo que llamó “un pequeño grupo que protesta”.

El Banc of California tiene sus oficinas matrices en Irvine, y busca comprar 20 sucursales del Banco Popular en los condados de Los Ángeles y Orange.

El Banco Popular tiene su sede en Puerto Rico.

Según los manifestantes, se quiere terminar la transacción para finales de año, pero ésta tiene que ser aprobada por la Oficina del Contralor de Cuentas (OCC), un banco regulador.

Paulina González, directora de la Coalición de Reinversión de California, una organización con más de 300 miembros en todo el estado que cabildea para que los bancos hagan negocio en comunidades de bajos ingresos, dijo que el Banc of California “quiere crecer en las comunidades Latinas porque están viendo su desarrollo y están interesados en sus depósitos”.

Entre sus preocupaciones figuran que el Banco Popular tiene incentivos para que la gente abra sus cuentas, y las mantengan. “En cambio el Banc of California las quiere eliminar’, aseguró González.

Por ello, los activistas piden al OCC que rechace la compra hasta que el Banc of California proporcione un plan de reinversión comunitaria, que defina sus metas filantrópicas, préstamos a pequeños negocios, desarrollo comunitario y cuentas al consumidor.

El Banc of California no respondió a nuestras llamadas.