Zambullida triunfal

Con la victoria, L.A. se pone a sólo un juego de los Atléticos

Guía de Regalos

Zambullida triunfal
J.B. Shuck, de los Angels, anota en la sexta entrada tras un doble de Chris Ianetta en la victoria sobre Tampa Bay.
Foto: Getty Images

St. Petersburg, Florida

El abridor Matt Shoemaker trabajó 5 entradas y la batería lo respaldó con dos cuadrangulares para llevar a los Angels de Los Ángeles a un triunfo por 5-3 sobre los Rays de Tampa Bay ayer.

Shoemaker (9-3) lanzó cinco episodios, permitió ocho imparables y tres carreras y retiró a uno por la vía del ponche para apuntarse la victoria.

El guardabosques Mike Trout (25) y el bateador designado Josh Hamilton (7) pegaron sendos jonrones contra los Rays.

La derrota de la novena de Tampa Bay la cargó el abridor Jeremy Hellickson (0-1) en cuatro episodios y dos tercios, al aceptar seis imparables, dos jonrones y cuatro carreras.

El abridor Anthony Ranaudo lanzó seis episodios y consiguió su primer triunfo y fue apoyado por el segunda base Dustin Pedroia, que se encargó de remolcar el triunfo de los Medias Rojas de Boston por 4-3 sobre los Yanquis de Nueva York.

Ranaudo (1-0) lanzó seis episodios, aceptó cuatro imparables, un jonrón y dos carreras, dio cuatro pasaportes y ponchó a dos enemigos para apuntarse su primer triunfo.

Mientras que en el ataque, en la séptima entrada Pedroia pegó sencillo al jardín central y remolcó la carrera de la diferencia para la novena de Boston.

Carlos Beltrán (13) y Derek Jeter (3) pegaron sendos cuadrangulares por Nueva York.

El abridor Justin Verlander estuvo ocho episodios sobre la lomita y dirigió el triunfo de los Tigres de Detroit, que vencieron 4-2 a los Rockies de Colorado.

Verlander (10-9) lanzó ocho entradas, aceptó ocho imparables, dos carreras y retiró a cinco por ponche para apuntarse el triunfo.

En el quinto, Rajai Davis pegó sencillo al jardín central para dar movilidad a la pizarra de los Tigres, con dos carreras remolcadas.

La derrota la cargó el abridor venezolano Franklin Morales (5-6) en seis episodios, aceptó seis imparables, tres carreras, dio cuatro pasaportes y ponchó a dos enemigos.

El abridor taiwanés Wei-Yin Chen trabajó poco más de siete episodios y el parador en corto J.J. Hardy remolcó la carrera del triunfo de los Orioles de Baltimore por 2-1 sobre los Marineros de Seattle.

Chen (12-3) estuvo siete episodios y un tercio en el centro del diamante y dirigió el triunfo de los Orioles, al aceptar cinco imparables y una carrera, dio una base y retiró a ocho enemigos por ponche para acreditarse el triunfo

http://www.laopinion.com