Activistas preparan último empujón de agosto para alivios migratorios

Activistas pro-reforma proclamaron el 28 de agosto como el Día Nacional de Lucha por las Familias
Activistas preparan último empujón de agosto para alivios migratorios
Se espera que más de 2.000 activistas se manifiesten frente a la Casa Blanca en busca de una reforma migratoria.
Foto: María Peña

WASHINGTON, D.C.— Sin señales de una “fatiga” por la falta de avance en el campo migratorio, activistas pro-reforma anunciaron este martes un día de acción nacional para que el presidente Barack Obama sea “audaz” y “generoso” con los alivios para indocumentados el mes próximo.

Activistas del Movimiento para una Inmigración Justa (FIRM) explicaron que el “Día Nacional de Lucha por las Familias”, el próximo 28 de agosto en Washington, servirá para recordarle a Obama que tiene una deuda con la comunidad inmigrante.

Obama “nos hizo una promesa en 2008 y ya estamos en 2014 y aún no la ha cumplido…no estoy segura de que quiera que parte de su legado sea” un historial de más de dos millones de deportaciones, dijo Kica Matos, activista de FIRM.

LEE MÁS SOBRE LA REFORMA MIGRATORIA


Washington olvida los niños

Claman por una reforma migratoria

Una llamada de auxilio: la necesidad de una reforma migratoria


Se prevé que Obama anunciará en septiembre una serie de medidas de alivio migratorio para los indocumentados,incluyendo la posible ampliación del programa de “acción diferida” (DACA) para los padres de los “Dreamers”.

Gustavo Andrade, de CASA de Maryland, dijo que los activistas tomarán las calles porque quieren que la acción administrativa de Obama sea “grande, generosa, inclusiva y audaz”.

“De eso se trata el liderazgo. Eso es lo que querían los latinos cuando elegimos al presidente en 2008 y nuevamente en 2012”, argumentó.

El día de acción nacional, al que se esperan alrededor de 2,000 personas, incluirá una marcha desde la sede del Departamento de Seguridad Nacional hasta la Casa Blanca, donde habrá un acto de desobediencia civil con arrestos de activistas.

La coalición FIRM, que a lo largo de agosto ha realizado una treintena de actos en todo el país, instó a la comunidad a que llamen a la Casa Blanca para mantener la presión sobre Obama.