Hackers atacan a varios bancos de EEUU

JP Morgan Chase y al menos otros cuatro bancos sufrieron varios ataques de hackers este mes
Hackers atacan a varios bancos de EEUU
JPMorgan y otros bancos de EE.UU., víctimas de un "sofisticado" ciberataque.
Foto: Archivo / EFE

Las redes de JPMorgan y al menos otros cuatro bancos de Estados Unidos han sido infiltradas en una serie de ataques coordinados este mes, reportó a última hora del miércoles The New York Times, citando a cuatro personas familiarizadas con la investigación.

Los atacantes robaron grandes cantidades de datos, incluyendo información de cuentas de cheques y de ahorros, aunque su motivación no está clara, según el informe del Times, que dijo que varias empresas privadas de seguridad han sido contratadas para llevar a cabo exámenes forenses de redes infectadas.

La Agencia EFE amplía:

El banco JP Morgan Chase y al menos otras cuatro entidades estadounidenses fueron víctimas este mes de una “sofisticada” serie de ciberataques coordinados cuyo fin aún se desconoce.

LEE ADEMÁS:

Chequea tus tarjetas de crédito y cuídate del robo de datos

Cada segundo se crean tres virus informáticos en el mundo

Protégete de los cyber ladrones

El FBI forma parte de la investigación que busca determinar el origen de este elaborado ciberataque y si la motivación que hay detrás de él es simplemente económica o se enmarca en una operación de inteligencia o espionaje internacional.

“Las empresas de nuestro tamaño desafortunadamente sufren ciberataques casi cada día. Tenemos numerosas maneras de defendernos de estas amenazas y vigilamos constantemente si ha habido fraude real”, explicó al The New York Times Patricia Wexler, una portavoz de JPMorgan.

Según los expertos en seguridad cibernética consultados por el diario estadounidense, por el momento no hay evidencia de que exista una motivación política detrás de los ataques perpetrados este mes de agosto, ni se ha hallado vinculación alguna con otros países.

El sector bancario estadounidense ha sido un objetivo frecuente de los piratas informáticos en los últimos años, aunque la mayoría de los ataques tuvieron un móvil económico.

Sin embargo, en esta ocasión, el hecho de que JPMorgan no haya encontrado aún ningún caso de fraude tras los ataques hace que los investigadores mantengan abiertas todas las hipótesis.