¿Cine ‘latino’? Para nada, dice productor

Productor latino dice que no tiene intención de estrenar 'películas mexicanas'
¿Cine ‘latino’? Para nada, dice productor
El productor Al Bravo recién estrenó el filme de suspenso '2 Bedroom, 1 Bath'./
Foto: Cortesía

@MarthaSarabiaLA

Hacer cine “no es como hacer un taco”.

Este arte, aseguró el productor Al Bravo, tiene su encanto más allá de seguir una receta.

Y como cineasta de origen mexicano, su propósito es no crear cine latino sino producciones universales.

“Mi meta es hacer producciones de calidad. Con las de México no compito porque yo no hago películas mexicanas. Las películas que yo hago son de tema general, que se pueden vender en todo el mundo y que tienen ese toque latino sea enfrente o detrás de las cámaras”, dijo el residente angelino.

Sin embargo, aseguró que la popularidad que ahora tienen películas mexicanas como “Instructions Not Included” y, algo menos, “Cantinflas”, le favorecen porque “están apoyando al cine latino”.

Su primer largometraje fue “La Llorona”, o “The Wailer”, en 2006, cinta que dio para una secuela y que le ayudó a lanzar su carrera como productor independiente.

Y aunque ésta no se estrenó en los cines, sino en DVD, miró los frutos de su trabajo cuando la película terminó siendo “la más pirateada en Latinoamérica”.

“Con el éxito de esa película la distribuidora fue la que se benefició”, dijo refiriéndose a Laguna Films.

Para la realización de su ópera prima, Alberto Rivera Bravo, su verdadero nombre, aseguró contó con el apoyo incondicional de una persona. “Le dije a mi mamá: ‘Sabe qué voy a tener que usar la casa porque el budget no me da para más’. Y le invadimos su casa como por cuatro meses: ella fue mi apoyo más fuerte”, dijo.

Pero ahora con “2 Bedroom, 1 Bath”, película que se estrenó recientemente, el originario de la Ciudad de México, quien se mudó a este país a los seis años, recibirá directamente los buenos o malos resultados a través de su compañía Al Bravo Studios, de la cual él es uno de dos socios.

“Tenemos toda la libertad de crear lo que queremos y el dinero no le pertenece a ningún banco”, explicó quien inició su carrera como extra.

En su nueva cinta de suspenso, que cuenta con colaboradores de Colombia, Perú y Brasil, Bravo cuenta la historia de una pareja que se muda a una casa de dos recámaras y un baño para empezar a formar su familia, pero unos extraños sucesos los afectará de forma dramática.

En sus inicios, trabajó como director de audiciones de shows como “Moesha” y “The Parkers”, dentro de los que aprendió sobre producción, pero ahora no le interesa trabajar en la pantalla chica.

En las 14 películas que ha trabajado, ha hecho desde comedia, como “Un día en el banco” (la única que ha hecho en México y en español) hasta temas políticos como “Chicago 8”.

También trabajó en “The Terminal”, que protagonizó Tom Hanks, y ahora está grabando la cinta de acción “The Chemist”, con el mexicoamericano Art Camacho.

“Para mí el éxito es tener una producción tras otra y no parar, y que las películas que estamos generando sean de alta producción”, dijo.

Reconociendo sus desventajas por ser independiente, confía en su trabajo.

“Aunque no vaya mucha gente al principio a ver la película, eso poco a poco va a ir subiendo [el número] de seguidores. Tenemos libretos, buenas historias”, dijo el séptimo de una familia de ocho hijos.

“Los productores independientes latinos necesitamos su apoyo. Que nos den una oportunidad de ver nuestro trabajo y decidan si les gusta o no”, agregó

Al Bravo más a fondo

¿A qué le teme?: “Al exorcismo. De todos mis hermanos, yo soy el único que no ha sido bautizado. Cada vez que trataban de hacerlo, algo pasaba que no podían, como que no llegaban los padrinos”.

Evento que lo afectó de niño: “Cuando salió el video de Thriller no dormí por días y ya cuando llegué acá [a este país] se me quitó”.

La peor película que ha visto: “Yo creo que todas las películas tienen su defecto. [Pero] nunca me he salido del cine por mala que haya sido porque todo tiene una razón de ser, como cineasta lo sé. Todos hacemos películas malas”.

Película favorita: ‘Rainman’

¿Qué piensa de la televisión?: “La televisión me sirve como sonido de background [fondo] cuando estoy trabajando”.

¿Actor con el que le gustaría trabajar?: “Yo los veo como actores nadamás, como personas, no como: ‘Wow, voy a trabajar con este actor'”.

Frase que rige su vida: “Para mí, el ‘no’, no existe. Cuando le pones el empeño, todo se puede”.