Vendedores ambulantes en la mira en LA

Nueva propuesta para prohibir las ventas en los parques de la ciudad
Vendedores ambulantes en la mira en LA
Vendedores como Luis Orozco podrían verse afectados con la medida.
Foto: Fotos: ciro cesar

@aracelimartinez

Manuel Escobar, un inmigrante salvadoreño lleva seis años vendiendo paletas en los parques. “Me quedé sin trabajo en un restaurante, y como quedé inválido tuve que ponerme a vender paletas para sostener a mi esposa y mi hijo de 15 años”, dice.

La historia de Luis Orozco, un inmigrante guatemalteco, es similar a la de Manuel Escobar, hace dos meses se quedó sin empleo en la construcción. Ahora se gana la vida con la venta de paletas en el parque del lago Echo Park.

Ambos tienen en peligro su sustento de vida si el concejal Mitch O’Farrell sigue con una propuesta para prohibir las ventas de productos y servicios en los parques de la ciudad.

“No solo me afectaría a mí sino a muchos de mis compañeros. Aquí venden de todo: elotes, sodas, juguetes”, dice Orozco.

“Está muy mal eso, porque a mi no me quieren dar empleo en [ninguna] otra parte”, comenta Escobar.

Gustavo Gómez es vecino del lago Echo Park y defendió a capa y espada a los vendedores ambulantes. “No son pandilleros, ni cholos, solo tratan de ganar un poco de dinero, no molestan a nadie. Que les den una licencia y que los inspeccionen, eso sí, pero que les dejen ganarse la vida”, observa.

Mientras que el concejal quiere prohibir las ventas de servicios y productos en los parques, los concejales José Huizar y Curren Price quieren crear un sistema para legalizar a todos los vendedores ambulantes en la ciudad.

Gómez piensa que detrás de esta medida que afectaría mucho a la comunidad inmigrante, y haría a los vendedores mayores víctimas del acoso de la policía, es parte de la gentrificación en áreas como Echo Park