Candidatos a gobernador de CA debaten quién es más pobre

Son millonarios y compiten por una posición que paga $176 mil al año
Candidatos a gobernador de CA debaten quién es más pobre
El sueldo por el que estos dos millonarios compiten para ser gobernador es de $176,143 dólares al año.
Foto: CBS

@Yorshmore

Los candidatos a gobernador de California, Jerry Brown y Neel Kashkari, han enfocado sus campañas en intercambio de ataques con los que pretenden establecer que uno es más pobre que el otro, pero la realidad es que ambos son millonarios.

Kashkari, de 41 años de edad, es un banquero que trabajó para Goldman Sachs y que como funcionario del Departamento del Tesoro impulsó una medida con la que los contribuyentes tuvieron que pagar $700,000 millones de dólares para el rescate bancario en 2008.

A pesar de la recesión económica, Kashkari acumuló fortuna en Wall Street con ganancias de $500 mil mensuales durante el 2012, según reportó el diario Los Angeles Times.

Vive en una lujosa residencia de Newport Beach, la ciudad más acaudalada del Sur de California.

Kashkari, nacido en Ohio de padres inmigrantes de la India, ha declarado que creció en una familia de clase media, cortando el césped y empacando mandados en los supermercados.

En un reciente entrevista de radio, Kashkari dijo que el gobernador Brown está alejado de los pobres, que es un hijo de papi, que lo ha tenido todo en charola de plata al heredar millones de dólares de su padre Pat Brown, quien también fue gobernador.

Por su parte la campaña de Brown ha intentado establecer que su rival ha forjado su riqueza por la cercanía con banqueros e inversionistas de Wall Street que dasfalcaron al pueblo.

Jerry Brown, de 76 años de edad, tiene una mansión en Oakland Hills con vista a la Bahía de San Francisco que compró en 2007 en $2.4 millones, cuenta con inversiones millonarias en bienes raíces y otras propiedades que valen una fortuna.

El sueldo por el que estos dos millonarios compiten para ser gobernador es de $176,143 al año.

Para Octavio Pescador, analista político y catedrático de UCLA, hay dos visiones de por qué alguien con tanto dinero pretende una posición con un sueldo que está por debajo de su nivel económico.

“Una es la visión romántica o idealista de utilizar su talento para ayudar a los demás en el servicio público”, mencionó Pescador.

“Y la otra es la versión crítica, de que está vinculado a otros intereses, ya que ese salario no se compara con los beneficios que a corto, mediano y largo plazo recibirá quien ocupa el cargo por atender los intereses de empresas o inversionistas, beneficios que recibirá a lo largo de su vida él, sus hijos y los hijos de sus hijos”.