Crisis social en México generaría éxodo a EEUU

“Vamos a días muy amargos”, comentó Luis Hernández, director editorial de La Jornada, a no ser que cambien las personas en poder
Crisis social en México generaría éxodo a EEUU
Miembros de CARECEN prendieron velas en solidaridad a los manifestantes en México.
Foto: Isaías Alvarado / La Opinión

Mientras en Los Ángeles y Santa Ana se organizan marchas para el 20 de noviembre por la desaparición de 43 estudiantes en Guerrero, crece el temor de que la convulsión social que desató este incidente genere un éxodo aún mayor de mexicanos hacia Estados Unidos.

“Es una posibilidad que ha sucedido”, dijo Luis Hernández, coordinador editorial del periódico mexicano La Jornada, tras una ponencia en un foro que se realizó en esta ciudad el martes por la noche en las instalaciones del Centro de Recursos Centroamericanos (CARECEN).

“Sucedió en Chihuahua por la guerra contra el narcotráfico, donde abogados, periodistas, defensores de derechos humanos tuvieron que pasar la frontera y solicitar asilo”, agregó el periodista.

Airadas protestas en las que ha habido enfrentamientos con policías, así como incendios y destrozos de oficinas de gobierno y de partidos políticos, han ocurrido en los últimos días. La Fiscalía insiste que los 43 estudiantes fueron quemados y sus restos arrojados a un río, pero muchos dudan de esta versión.

Hernández cree que continuará la agitación social en México durante los próximos meses y teme que si no hay una cambio de poderes en ese período “vamos a días muy amargos”.

En Los Ángeles, las manifestaciones han sucedido frente al consulado de México. Para el próximo 20 de noviembre, a las 4 p.m., se convoca a una marcha que partirá de la Placita Olvera y concluirá en dicha sede diplomática. Han pedido a los asistentes vestir de negro, en señal de duelo.

Y en Santa Ana se congregarán en Cabrillo Park y marcharán hacia el consulado en esa ciudad.

“Hay un gobierno fallido que no garantiza la seguridad de sus ciudadanos”, indicó Ángela Sanbrano, del CARECEN. “Nos afecta a los mexicanos que vivimos en Estados Unidos porque sabemos que más mexicanos van a venir para acá y debemos estar preparados”.

El gobierno de EE UU registró 9,206 peticiones de asilo político de mexicanos en 2012, cuatro veces más que en 2006, al inicio de la ofensiva que el vecino país emprendió contra los carteles de la droga.

“Siempre que hay violencia viene la gente”, señaló Bertha Rodríguez, vocera del Frente Indígena de Organizaciones Binacionales (FIOB). “Es obvio que en los últimos ocho años, en el sexenio de Felipe Calderón [2006-2012] y en lo que va del de Enrique Peña Nieto, se ha incrementado la inmigración”.

El martes por la noche, decenas prendieron velas en un salón en Los Ángeles por los 43 desaparecidos.