Bella durante el invierno

Cómo proteger tu piel, cabello, pies, manos y labios del frío y el viento de esta temporada
Bella durante el invierno
En invierno hay que aplicar crema hidratante en todo el cuerpo.
Foto: Shutterstock

Con la llegada del frío, el viento y las lluvias del invierno tu cuerpo se resiente. Para evitarlo hay que prestar suma atención a las áreas que son más sensibles al frío y que se exponen directamente a los agentes agresivos de esta temporada.

“Además de las bajas temperaturas, la humedad y el viento, la piel se reseca y deshidrata mucho en esta temporada con la calefacción y la ropa más abrigada que usamos para protegernos del frío“, dice el dematólogo Brian Brosnan, de Kaiser Permanente.

Para prevenir estos daños —que afean y a veces causan una molesta picazón—, el galeno recomienda aplicar a diario una crema humectante en el rostro y todo el cuerpo, luego del baño y de haber secado ligeramente la piel con la toalla.

“En el mercado se tienen hoy buenas cremas humectantes para el rostro y cuerpo”, denota el Dr. Brosnan. “Entre mis favoritas están las de Aveeno, DML, Lubriderm, Cetaphil, Vaseline, Aquaphor Healing Ointment, Eucerin Calming Cream y Cerave”.

Por ser una de las áreas más delicadas del cuerpo, el Dr. Brosnan recomienda usar una crema humectante especial para el contorno de ojos, que se debe aplicar con suavidad sobre los párpados, ojeras y lados de los ojos.

“Es importante cuidar de los buenos hábitos de la higiene de la piel en esta temporada, como remover el maquillaje antes de dormir con un producto adecuado para ello”, recuerda el dematólogo.

Aconseja usar también lentes de sol durante los días fríos —y en particular, en las zonas donde cae nieve— para proteger la piel de los ojos del viento y el frío.

Como quedan expuestas al frío, la piel de las manos sufre mucho en esta temporada, por ello “hay que humectarlas a cada rato, y en especial cada vez que nos las lavemos”.

En las ciudades de frío extremo, hay que usar guantes para evitar que la piel de las manos se queme, reseque y agriete mucho”, resalta el Dr. Brosnan.

Y para proteger la piel de los pies, hay que usar un calzado de invierno que los proteja del exceso de humedad de estos días.

“También se recomienda aplicar [en los pies] crema humectante antes de acostarse y dormir con calcetines”, dice el dermatólogo.

“Si la resequedad de los pies es excesiva, se puede aplicar agua con un roseador o una toalla húmeda y luego aplicarse la crema humectante. Este proceso incrementa la humectación”.

En el invierno, la piel de los labios se reseca y hasta se agrietan ante la brisa y las bajas temperaturas.

El Dr. Brosnan señala que, para contrarrestar este daño, los labios deben hidratarse al igual que las otras partes del rostro y cuerpo.

“A diario hay que aplicar [sobre los labios] un bálsamo o crema humectante, que se consigue en el mercado ya sea en forma de labial [Chapstick] o pasta”, detalla el dermatólogo.

“De preferencia hay que seleccionar los que contenga protector solar para prevenir que la piel de los labios se parta o quiebre”.

—Aunque no se crea, el cabello se reseca mucho durante la temporada de invierno debido al viento, el frío y los cambios bruscos de la temperatura cuando salimos de un área con calefacción al frío de la calle o viceversa.

Y para combatir este estrago, el estilista Leonardo Rocco aconseja usar un champú que contenga ingredientes que nutran e hidraten el cabello.

“Yo recomiendo, por ejemplo, los Moroccan Infusion de Suave que están preparados con aceite Moroccan Argan, que además de humectar dan suavidad y brillo al cabello”, especifica el famoso estilista.

—No lavarse a diario es otro de los secretos que mantienen un cabello saludable durante esta temporada. “En los días de frío y brisa el cabello se lava solo dos o tres veces por semana”, denota Rocco.

—También hay que evitar el lavarse el cabello con agua muy caliente; así como el uso diario de pinzas y secadores de pelo.

En la casa tienes muchos ingredientes naturales que puedes usar para preparar estas mascarillas naturales.

Para el cabello no pintado: López recomienda la mascarilla de crema agría, que se prepara con 2 cucharadas de crema agría + 2 cucharadas de miel de abejas + 1/4 de cucharada de aceita de almendras.

“Todo esto se revuelve muy bien y se aplica solamente en las puntas”, dice.

Para el cabello no pintado y de cualquier tipo: La mascarilla de aguacate con huevo se recomienda para nutrir el cabello de cualquier tipo o pintado.

Ésta se prepara con 1 aguacate + 1 yema de huevo + 2 cucharadas de aceite de oliva, y se aplica también solamente en las puntas.

Y para estimular el crecimiento del cabello durante la temporada de frío, López recomienda aplicar dos veces al mes en el cuero cabelludo una mezcla de sal con agua.

En el invierno, la piel estará saludable si:

—Tomas duchas o baños más cortos y usa agua templada en vez de caliente.

—Mantienes la temperatura de tu hogar a 72 ºF y usas un humidificador de ambiente.

Hidratas tu piel desde el interior de tu cuerpo, bebiendo por lo menos dos litros de agua por día.

—Evitas humedecer tus labios con la lengua. La saliva los quema, seca y agrieta.