México, el siguiente gran paso de UFC

Tras una espera de 13 años, la empresa líder de las MMA cruza la frontera sur
México, el siguiente gran paso de UFC
Las artes marciales mixtas, el deporte de mayor crecimiento de los últimos años, da un paso importante para ampliar su mercado.
Foto: Getty

El evento UFC 180 de este sábado en México representa para la empresa líder mundial de artes marciales mixtas (MMA, como se le conoce por sus siglas en inglés) la oportunidad de entrar al mercado más importante de Latinoamérica, con el ofrecimiento de hacer, a partir de 2015, dos eventos anuales en territorio mexicano.
La sentencia previa al evento del presidente de la empresa, Dana White, no es menor: “Esperamos 13 años para este momento”.
Y es que White, quien fue un promotor de boxeo en sus inicios, sabe que para conquistar América hay que conquistar México.
Aún cuando ya se ha construido un nicho grande del deporte en América Latina con la llegada de UFC a Brasil desde 2011, por cuestiones de cultura y de idioma México es el trampolín que buscaba White.
Llevar a México eventos de UFC significa más presión para las promotoras de boxeo, que aún no se sienten amenazadas por la popularidad de las MMA, y de paso también abre la posibilidad para establecer rivalidades mediante el popular reality show “The Ultimate Fighter”, edición latinoamericana, con distintos países de la región tales como Argentina, Colombia o bien Puerto Rico, que no fue incluido en esta primera edición al ser considerado territorio de EEUU.
El constante crecimiento de peleadores de sangre mexicana en UFC no hace desconocido el deporte en territorio azteca.
UFC ya les entregó a su primer campeón de los completos en un deporte de combate cuando Caín Velásquez destronó al estadounidense Brock Lesnar en la cartelera UFC 121 en 2010.
El evento en México que encabeza el brasileño Fabricio Werdum frente a Mark Hunt por el título interino de los completos se ha trastocado debido a la ausencia por lesión de Caín –quien iba a disputar con Werdum el título luego de protagonizar el primer “The Ultimate Fighter Latinoamérica”– así como las de Erick “Goyito” Pérez y Diego Sánchez, quienes son considerados dos de los más populares peleadores latinos del octágono. Los tres constituían un buen porcentaje la razón por la que la afición agotó los boletos en horas.

Aunque el evento principal de la noche coronará a un monarca interino, el último campeón mexicano de “The Ultimate Fighter”, Kelvin Gastelum, se roba los reflectores en el evento coestelar en donde se medirá al experimentado Jake Ellenberger.
Asimismo, también esta cartelera marcará el debut de Augusto “Dodger” Montaño, uno de los prospectos aztecas promovidos por UFC para la conquista del mercado latinoamericano.
Aunque es la primera vez que se realiza un “The Ultimate Fighter Latinoamérica” (México vs. el resto del continente), esta competencia ha tenido ya campeones de sangre tricolor como Diego Sánchez (en la primera temporada), Efraín “Hecho en México” Escudero y Gastelum.
En esta oportunidad también se coronará a los primeros ganadores de la edición latinoamericana en peso gallo entre el mexicano Yair Rodríguez y el nicaragüense Leonardo “Chimmy” Morales, así como el campeón pluma a salir entre el mexiquense Alejandro Pérez y el zacatecano José Quiñónez.

El evento en territorio mexicano se retrasó por una lesión previa sufrida por Caín luego de la pelea ante Junior dos Santos en octubre de 2013. Irónicamente, otra lesión dejó al peleador fuera del UFC 180.
“Sería un despropósito ir a México sin Caín”, comentó Dana White al explicar el porqué retrasar el evento hasta su recuperación. Con todas las localidades vendidas y el evento en marcha, el presidente decidió llevar a cabo el evento con Werdum y Hunt en la pelea estelar.
Mirando al futuro, un evento en Puerto Rico para 2015 es lo que ofreció White al visitar la isla a principios de 2014. UFC pretende meterse más de lleno en los territorios dominados, hasta ahora, por el boxeo.