Policías de Denver golpearon a latino, novia embarazada (video)

Los agentes borraron el video de la tableta del testigo que grabó el incidente, pero se pudo recuperar el archivo en Internet

Ni Flores ni Lazos-Guerrero se presentaron a su última audiencia en corte.
Ni Flores ni Lazos-Guerrero se presentaron a su última audiencia en corte.
Foto: Fox 31

(ADVERTENCIA: Las imágenes del video pueden herir susceptibilidades)

Además de golpear múltiples veces el rostro de un sospechoso desarmado, este grupo de policías de Denver es acusado de uso excesivo de fuerza porque la novia embarazada del sujeto fue tumbada al suelo.

El incidente ocurrido el 14 de agosto en un estacionamiento de Denver ―captado por un testigo que acusa a los agentes de quitarle la tableta con la que grabó― comenzó cuando policías encubiertos de la unidad antinarcóticos se acercaron al coche de David Nelson Flores y éste se metió un calcetín blanco en su boca. Flores fue sacado a la fuerza del vehículo y cayó al piso, donde fue sujetado y golpeado en el rostro al menos seis veces, reporteó FOX 31.

De acuerdo a la policía de Denver, sus agentes golpearon a Flores en el rostro para evitar que se asfixie y para sacar la supuesta evidencia del calcetín en su boca. El video muestra que la cabeza del sospechoso rebotó contra el pavimento por los golpes recibidos.

Instantes después, se aprecia en la grabación cómo Mayra Lazos-Guerrero, novia de Flores, se acerca gritándole en español a los policías para que no golpearan más a su pareja. Al aproximarse a la gresca, uno de los policías en el piso sujetó sus piernas e hizo que la mujer con un embarazo de siete meses cayera al piso. El policía responsable dijo en su reporte que pensó que la mujer lo iba a patear.

Mira a continuación el video:

Mark Carlson, un exdetective contratado para examinar las imágenes para un caso criminal potencial contra Flores, dijo a Fox 31 que en su opinión los policías involucrados usaron fuerza excesiva.

“No hay una amenaza obvia e inmediata de un arma”, dijo Carlson. “No veo cómo tragarse evidencia o el que [los policías] estén preocupados por él asfixiándose justifica ese grado de fuerza”.

El testigo que grabó el incidente, Levi Frasier, ahora acusa a los policías de quitarle su tableta Samsung y de borrar el video de 55 segundos sin su consentimiento y sin una orden de cateo. No obstante, el archivo fue subido a su cloud en Internet y recuperado posteriormente.

Si bien Fox 31 ofreció mostrar el video a Matt Murray, comandante de la policía de Denver, éste declinó verlo.

Flores enfrenta cargos de resistirse al arresto y dos cargos de delito grave relacionados a drogas. Lazos-Guerrero, por su parte, enfrenta cargos por obstrucción a las autoridades, drogas y abuso infantil, porque había un menor de edad en el coche cuando los policías se acercaron. Ninguno de los dos se presentó a su última audiencia en corte.