Lo que me gustaría para el 2015

Me conformo con que el nuevo año se salde con laresolución de, al menos, alguno de los variados entuertos en que estamos metidos. Nada de dietas, de hacer deporte, ni de visitar con mayor frecuencia al adivinador. Aquí les dejo una sucinta listade reivindicaciones a partir de lo que quedó pendiente del año pasado.

1. Me gustaría haber visto a demócratas y republicanos ponerse de acuerdo sobre una ley que regularizase en nuestros lares la estancia de los latinos (que entraron al país sin haber formalizado el procedimiento).Al final, todo quedó enun “a caballo regalado no le mires el diente” por encima de cualquier otra civilizada opción. Se debería sacar algo en limpio para el futuro.

2. Me gustaría haber visto menos (pésimos) programas de televisión en español y más español en los programas. El español mal hablado representa la punta del iceberg del español mal defendido. Si no se arregla esto acabaremos como en El planeta de los simios: en un museo. Con o sin trepanación.

3. Me gustaría haber oído Guantanamera sin presos. Los orangutanes han sido declarados “personas no humanas” en Argentina según el veredicto reciente de un juez. “Y antes de morir yo quiero…”

4. Me gustaría haber visto avances en el conflicto de Oriente Medio. La realidad no es como el cine-ficción en el que podemos cambiar la historia cuando lo exige el guion. Lo acabamos de ver con “Exodus”.Algunos países, sintiéndose ofendidos, prohibieron la película. ¿Para qué queremos los buscadores si no buscamos la información?

5. Me gustaría haber visto menos deportados latinos. Nunca se expulsó a tantos en nuestro país. “A dios rogando y con el mazo dando”.

6. Me gustaría haber visto el acercamiento a Cuba en mejores circunstancias. Ojalá que no se confunda turismo con juego y prostitución “otra vez”. Más vale tarde que nunca, si la dicha es buena.

7. Me gustaría haber visto una prensa sin tanta autocensura. Somos más libres (nos cuentan) porque podemos hablarde que somos más libres (dizque) porque podemos hablar de que… Tanto hablar y sin saber cómo decirlo.

8. Me gustaría haber podido depositar más confianzaen los códigos de seguridad. La endeblez digital se conjuga con las ansias de acceder subrepticiamentea nuestra existencia. Es una espada de Damocles que pende sobre nuestra tecnología. Una “Entrevista” mal hecha puede bastar para desquiciarlo todo.

9. Me gustaría haber visto que el juguete tecnológico de las redes sociales ocupe su nicho real. “Jugar con fuego” hoy es “jugar con las redes sociales”. Ya no se habla con un amigo, se habla con su círculo, y no todos son amigos. “Tener un mensaje urgente en una red social” se traduce fácilmente en que alguien que no conoces haya cambiado de nivel en un videojuego.

10. Me gustaría no volver a leeren Estados Unidos “hispanos, asiáticos y negros”. Solo se pueden sumar manzanas con manzanas. “Hispano” es un término cultural; “asiático”, un término geográfico; y “negro”, una formaeuropeamuy “colorida”de aludir a la tez de hombres y mujeres procedentes del golfo de Guinea. Hagamos un esfuerzopor expresarnos mejor.

10 bis. Me gustaría no ver nunca más racismo en mi país. La gente debería salir a las calles a festejar y no por causa defrustrantes desequilibrios sociales. “El que avisa no es traidor”