Clippers confirman que por ahora sólo hay un equipo en Los Ángeles

Vencen a Lakers otra vez en un juego que llegaron a dominar por 43 puntos
Sigue a La Opinión en Facebook
Clippers confirman que por ahora sólo hay un equipo en Los Ángeles
Chris Paul (izq.) y sus Clippers tuvieron una de sus noches más tranquilas de la temporada. (Getty Images)

Los Lakers dicen con cierta dosis de sarcasmo que no existe rivalidad contra los Clippers porque éstos aun no tienen campeonatos de la NBA.

Con la clase de palizas que los Clippers les vienen propinando a los Lakers desde hace dos años seguro que la rivalidad no aparecerá pronto. Ellos no encuentran rival cuando enfrentan a los orgullosos laguneros.

El equipo rojiblanco llegó a estar arriba hasta por 43 puntos a principios del cuarto periodo. Luego tuvieron piedad, aflojaron y terminaron ganando por 25 a sus malheridos vecinos del Staples Center: 114-89, la novena victoria en los pasados 10 duelos angelinos.

Kobe Bryant falló sus primeros siete tiros de campo por los Lakers y anotó sus primeros puntos del partido hasta cuando faltaban 5:49 minutos del tercer periodo, en un juego sin emoción y sin gracia por el marcado dominio de los Clippers, que en ningún momento estuvieron abajo en el marcador.

Por los Clippers (24-12), Blake Griffin anotó 27 puntos, Chris Paul tuvo 24 y 11 asistencias y DeAndre Jordan acumuló 13 rebotes.

Por los Lakers (11-25), Bryant acabó con 4 unidades (2 de 12 en tiros de campo), una de las peores jornadas de su carrera, y nadie del equipo tuvo arriba de 14 puntos.

El pasado mes de marzo, los Clippers vencieron a los Lakers por 48 puntos, la peor derrota de su historia, y el miércoles parecía por momentos que podía repetirse la historia.

Los Clippers se empezaron a despegar cuando Matt Barnes conectó un triple faltando 1:12 del primer periodo para poner el juego 32-19. Los Lakers vinieron mejor en el segundo cuarto y llegaron a emparejar a 39-33 con una colada de Carlos Boozer. Pero la segunda mitad del periodo fue totalmente para el equipo que anoche fungió como local. La ventaja llegó a 20 con la clavada de Griffin faltando 41 segundos en la primera mitad.

Y en el tercer cuarto las cosas fueron aún más disparejas. Otra clavada de Griffin puso el marcador 82-50, y con tres minutos por jugar en el periodo el delantero de poder, ante una defensa muy floja, se coló para aumentar a 95-60. La diferencia fue de 40 cuando Glenn Davis anotó en el segundo minuto del cuarto periodo. Ya para entonces el equipo de Doc Rivers jugaba con suplentes.

El siguiente partido de los Clippers será el sábado en casa en contra de los Mavericks de Dallas, mientras que los Lakers jugarán el viernes aquí contra Orlando.