Copa La OpiniÓn: inolvidable

Una detrás de la otra, cada una de las seis canchas trazadas sobre el enorme parque mostraba una doble pintura: un cuadro competitivo y el otro familiar.

Por un lado, las escuadras en el campo enfrentándose bajo el formato de 6 vs. 6, en seis distintas categorías. Por el otro, padres, parientes y amigos apoyando y vitoreando a los jóvenes futbolistas alrededor del rectángulo verde.

Buen ambiente, buenas jugadas, interesantes prospectos del futbol y una asistencia estimada en 3,000 personas que sólo puede ser calificada de extraordinaria.

Eso fue Copa La Opinión, que en su primera edición ha entregado buenas notas. El evento ha sido un éxito, y lo ha sido no sólo por la ejemplar participación de la comunidad, sino porque el juego limpio se ha impuesto a lo largo de la jornada.

Claro, hubo intensidad, algunos reclamos a los árbitros y esa polémica que nunca falta en la cancha. Pero los jugadores y porras nunca perdieron la compostura. Piernas calientes y cabezas frías, como se debe.

Hubo grandes celebraciones y también hubo lágrimas, como las del pequeño Jonathan, mejor conocido como “Chivita”, gran jugador del equipo Tiburones de la división de Menores de 10 años, que tras cinco partidos de su equipo no pudo saborear el campeonato al caer ante el Galaxy.

Así es el deporte, así es la vida. Pero siempre hay una nueva oportunidad.

Para cuando Claudio Suárez, el invitado de lujo de Copa La Opinión, entregó los trofeos a los campeones de cada división y estimuló a los muchachos a seguir adelante, una semilla pudo haber quedado sembrada en las cancha de Carson.

El deporte es maravilloso porque ofrece diversión y emociones. Pero cuando también brinda la posibilidad de convivir sanamente, de ganar con categoría y de aprender de la derrota, entonces el deporte se vuelve un vehículo de crecimiento.

La Opinión espera que esto sea el principio de una tradición que nos permita seguir estando cerca de nuestra gente, en este caso jugando al futbol, y de verlos crecer.

Y por supuesto hay mucho que se puede hacer para que esta Copa mejore, pero para ser la primera vez no estuvo nada mal