Centroamericanos incrementan protestas en México

A pesar de su condición de indocumentados se abren paso en el país al que han tomado como nuevo hogar
Centroamericanos incrementan protestas en México

México.- Iniciaron sus protestas como pequeños grupos organizados, animados por su cercanía con la frontera sur, pero poco a poco los centroamericanos tomaron valor para dejarse ver en las calles del centro y norte de México a pesar de su condición de indocumentados que se abren paso en este país al que han tomado como nuevo hogar.

Así saltaron a las calles de San Luis Potosí, uno de los estados clave por el cruce del tren de carga rumbo a Estados Unidos, donde se quedaron a vivir por igual guatemaltecos, hondureños y salvadoreños. Un grupo de 80 marchistas pidieron “refugio” y “ayuda”.

Están haciendo un llamado a la sociedad a que se abra a un mundo que cada vez reclama un compromiso para todos“, dijo Rubén Pérez, sacerdote en San Luis Potosí encargado del refugio local para indocumentados y que apoyó la manifestación. “Es un mundo económicamente globalizado que pide incluir a todas las personas del planeta”.

Tradicionalmente la sociedad mexicana no ha sido muy buena receptora de los grupos extranjeros, a pesar de sus políticas de apertura y de que es un país expulsor de una diáspora creciente.

De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Discriminación, realizada en 2010, siete de cada 10 personas creen que los inmigrantes “provocan división” a la comunidad a la que llegan y seis de cada 10 personas mayores de 40 años no aceptarían vivir con un inmigrante.

LEA ADEMÁS:

El duro camino edl “alivio migratorio mexicano”

Dreamer de Los Ángeles logra su sueño en México

México contuvo como nunca la migración centroamericana

A su vez, los extranjeros señalan que los principales problemas de vivir en México son el desempleo, la inseguridad y la discriminación. En ese orden.

No existe una cifra oficial sobre el número exacto de inmigrantes centroamericanos que en los últimos años frenaron su éxodo hacia Estados Unidos para detenerse en México a iniciar una vida; pero algunas organizaciones civiles calculan que se trata de “miles” que no destacan entre la población por el físico, aunque a veces su acento los delata.

2006 – El sacerdote Alejandro Solalinde y una docena de indocumentados marchan en Ixtepec, Oaxaca, para denunciar por primera vez los secuestros en la zona.

2011- En Tierra Blanca, Veracruz, como parte de la caravana “Paso a Paso por la Paz” se apoyaron en organizaciones defensoras de derechos humanos para denunciar extorsiones y secuestros. Protestas similares se replicaron en Oaxaca, Veracruz y Tabasco durante 2012 y

2014 – Inmigrantes mutilados por el tren de carga en el que viajaban clandestinamente viajaron a la Ciudad de México para exigir una audiencia al presidente Enrique Peña Nieto con miras a exigir ayuda para sus tratamientos médicos así como una posible indemnización.