Demandan a Policía de Whittier por sistema de ‘cuotas’

Seis agentes policiales alegan que fueron castigados y disciplinados por negarse a participar
Demandan a Policía de Whittier por sistema de ‘cuotas’
Agentes de la Policía de Whittier arrestan a un sospechoso en el 2013
Foto: Archivo

Seis agentes de la Policía de Whittier alegan en una demanda judicial presentada el martes, que fueron disciplinados y castigados por no participar en un presunto sistema de cuotas de producción de infracciones de tráfico en esta ciudad.

El gerente de la ciudad de Whittier, Jeff Collier, dijo a este medio que como aún no habían sido informados de la demanda, no podrían comentar sobre la misma.

“En cuanto la recibamos determinaremos la dirección que debemos tomar y responder apropiadamente’, acotó.

De acuerdo a la demanda presentada contra la Ciudad de Whittier, desde el 2008, la Policía de Whitter impuso un sistema ‘ilegal’ de cuotas de producción para infracciones de tránsito y arrestos, en violación del Código Vehicular.

Se alega que la Policía de Whittier ‘ilegamelmente comparaba a los agentes que usaban el sistema como punto de referencia para su desempeño”.

“La Policía’ posteriormente tomaba represalias contra aquellos que se rehusaban a participar”, de acuerdo al documento legal enviado a esta Redacción.

La demanda alega los seis demandantes creen que el sistema de cuotas ‘consituye una violación de los estatutos de California y federales.’

El abogado Matthew McNicholas, quien representa a los seis agentes en mención, explicó a La Opinión que con un sistema de este tipo, los agentes se ven forzados a patrullar lugares donde saben que obtendrían más citaciones de tráfico.

“En vez de estar visibles en la ciudad y ser un disuasivo del crimen, se concentran sus esfuerzos en áreas donde saben que obtienen más infracciones”, aseguró McNicholas.

El jurista es el mismo que representó a 11 agentes del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) en una demanda similar que terminó con una indemnización de $5.9 millones a favor de los agentes del LAPD.

En ese entonces, los agentes en motocicleta de la División de Tráfico del Oeste (WTD) del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD), alegaban que quienes fallaban en imponer al menos 18 multas, enfrentaban regaños y castigos tales como incómodos horarios de trabajo, negativas a darles tiempo extra o amenazas de sacarlos de la Unidad.

El jefe policial, Charlie Beck dijo que no era un sistema de cuotas, sino que pedían que sus agentes pasaran un 80% de su tiempo aplicando el código vehícular.