Qué hacer cuando las cuentas salen a pagar

Si pagar todo de una vez no es posible, hay alternativas, pero cuestan dinero

Guía de Regalos

Qué hacer cuando las cuentas salen a pagar
El día 18 de abril finaliza el plazo para presentar taxes./Shutterstock

No todos los contribuyentes van a recibir un cheque del IRS con un reembolso. Para muchos la cuenta es a pagar y, en ocasiones, no es fácil hacerse cargo de la cantidad que se debe. En estos casos, el IRS ofrece opciones de pago aunque son caras por las comisiones, multas e intereses que se aplican. Hay que examinar las posibilidades para evitar unos pagos mayores por efecto de estos cargos.

En cualquier caso, sea la cuenta que sea, el IRS aconseja que se presente la declaración de las taxes a tiempo, se tenga dinero o no para pagar. Si no, se puede hacer frente a una sanción por  hacerlo tarde y entonces la suma a pagar sube.

El mejor método de pago es el IRS Direct Pay, una opción electrónica que permite hacer el pago directamente desde una cuenta que se tenga en el banco. Hay varias ventajas de este Pago directo del IRS con respecto a otros, el primero es que no se hace frente a ninguna comisión adicional. Pero además es rápido y se puede verificar en la red sin estar pendiente de que el cheque o el giro haya llegado a su destino. Las autoridades no se quedan con la información de los números de cuentas una vez que se haya hecho el abono de lo debido.

Si la cuenta es muy alta pero se puede pagar una parte de ella, lo mejor es hacerlo pronto para evitar altos intereses y cargos por tardar en pagar que son un porcentaje de lo que se debe. Adicionalmente, el IRS aplica unos tipos de interés elevados, la tasa federal a corto plazo más el 3% , que se acumulan desde el día que se deben.

Y se puede pedir un plan de pagos a plazos. El pago mínimo depende de cuánto se deba pero permite devolver el dinero. Es una solución cara porque aún se deben las tasas de interés, comisión de pago y penalizaciones por pagar tarde. El acuerdo será distinto según las cantidades que se deban.

Precisamente por lo gravoso que es pagar tarde, en una reciente circular, el IRS animaba a pedir un préstamo o usar la tarjeta de crédito para pagar lo que se deba porque las comisiones del banco o el emisor de la tarjeta  pueden ser mejor que los intereses y multas por pagar tarde.

no obstante, usar la tarjeta de crédito no es tampoco barato. El IRS tiene prohibido pagar los costes de estas transacciones y este servicio de gestionar el pago se hace con terceras empresas que cobran unas comisiones que rondan el 2% (y que puede deducirse el año que viene en las taxes). Eso si, hay que mirar que el interés en la tarjeta no sea muy elevado si no se puede pagar esta a tiempo. En resumen, hay que elegir el mejor método para minimizar el coste.

Puntos por la tarjeta

Una parte positiva de pagar con la tarjeta es que se acumulan puntos o millas pero siempre se termina pagando más en comisiones de lo que se acumula en puntos. El mejor plan es usar una tarjeta promocional con un APR menor al 2%. Eso si, hay que pagar toda la cuenta antes de que se acabe la promoción.