Dominicana pide combatir la violencia de género

Santo Domingo
A inicios de 2015 Elis Mariana Díaz, de 32 años, murió tras ser apuñalada por su pareja quien le reclamó haberle sido infiel y Glenis Pinales Thomas, de 21 años, fue violada y estrangulada en un campo de caña en San Pedro de Macorís por un mototaxista. Estas son solo dos de las muchas mujeres, siete en los últimos cinco días, que mueren a causa de la violencia de género en Santo Domingo.

Es por eso que varias organizaciones de la sociedad civil de la República Dominicana pidieron hoy que la violencia machista sea declarada, “de una vez por todas una emergencia nacional” y que las autoridades pongan en marcha una política “urgente” y “contundente” para su prevención.

Los asesinatos  reflejas la “absoluta falta de respuesta” de las autoridades ante los niveles “alarmantes” de violencia que sufren las mujeres dominicanas, señaló un documento difundido hoy.

Las organizaciones consideraron que la atención suscitada por estos terribles eventos será “coyuntural y pasajera”.

“Escucharemos las mismas bien intencionadas declaraciones de alguna funcionaria sobre los buenos propósitos de las autoridades nacionales, y que luego todo seguirá igual. En materia de prevención y combate de la violencia machista, en República Dominicana llevamos años caminando sin lograr avances significativos”, opinan.

En el documento piden una respuesta articulada desde las diversas instituciones a las que compete el problema, incluyendo los Ministerios de Educación, Salud, Cultura, Trabajo, Mujer y Justicia.

A su vez, solicitan que la respuesta no se centre en el último eslabón de la cadena -los agresores-, sino que se debe abordar el problema de la violencia.

El rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Iván Grullón, aseguró que no “podemos quedarnos callados, porque esas mujeres son nuestras madres, nuestras esposas, nuestras hijas”.

Tras destacar la importancia de en la prevención consideran “inconcebible” que en un país donde cada año se denuncian más de 60,000 casos de violencia de género, sólo existan 17 unidades especializadas y dos casas de acogida.

Abogada española

El procurador de dominicana Francisco Domínguez Brito afirmó hoy que la abogada española Paola Margaret Languasco Jiménez, de 37 años, cuyo cadáver fue encontrado el pasado 25 de abril en una alcantarilla de Santiago, no sufrió agresión sexual pero que la autopsia reveló detalles sobre el forcejeo que mantuvieron los sospechosos con la víctima, durante el cual se produjo la ruptura de uno de sus brazos, tras el cual hubo un disparo que acabó con su vida.  Languasco salió desde su casa para juntarse con el español con residencia en dominicana Ambiórix Nepuceno Rodríguez, perseguido por la Interpol como principal sospechoso del crimen.