¿Dónde se forman los tornados y por qué son difíciles de pronosticar?

Tras las tragedia en Ciudad Acuña, México, es natural [preguntarse ¿por qué los tornados son tan difíciles de pronosticar?
¿Dónde se forman los tornados y por qué son difíciles de pronosticar?
Por lo general, los tornados duran alrededor de 10 minutos, pero su paso suele ser sinónimo de destrucción.

Dicen que duró tan sólo seis segundos. Tiempo suficiente para que el tornado que azotó el lunes Ciudad Acuña, en el norte de México, dejara al menos 13 muertos, cientos de heridos y un centenar de hogares y edificios destrozados.
Ocurrió de forma sorpresiva y, según el testimonio de residentes del lugar, fue la primera vez que experimentaron un tornado en carne propia, ya que estos suelen ocurrir al norte de la frontera, en Estados Unidos.
Lee también: Asciende a 13 el número de muertos en Ciudad Acuña
¿Pero son siempre sorpresivos o es posible anticipar su llegada? ¿Por qué si duran menos que un huracán y cubren un área más pequeña son tan devastadores? BBC Mundo responde éstas y otras preguntas básicas.

¿Por qué son tan difíciles de pronosticar?

“Digamos que son difíciles de pronosticar con muchas horas de anticipación”, le dice a BBC Mundo Joan Bech, profesor de Meteorología de la Universidad de Barcelona.

Cientos de hogares resultaron dañados o destruidos en Ciudad Acuña, en el estado de Cohauila.
“Con los medios adecuados, se pueden detectar minutos antes, pero no mucho más, porque no es evidente qué tormentas supercelulares (que duran más de lo habitual) van a desarrollar tornados y cuáles no”.
El tema se está investigando en la actualidad, pero hoy por hoy, “se desconocen los mecanismos concretos por los que se forman en unas y en otras no”.
No hay que perder de vista, añade el investigador, “que es un fenómeno muy devastador pero muy local y eso quiere decir que es muy difícil precisar la zona exacta”.
“Sí es posible predecir las condiciones favorables, pero eso nos indica una área extensa”.
Lee también: Texas declara emergencia en 24 condados por tormentas


Aún se desconoce qué hace que una tormenta supercelular dé lugar a un tornado.
“Lo que existe es un consenso en que los tornados más fuertes están asociados a las tormentas supercelulares”.
Otro factor es que pueden llegar a formarse muy rápidamente, por lo que pueden azotar sin previo aviso.

¿Qué es exactamente un tornado?

Es una columna angosta de aire que rota violentamente y que se extiende desde la base de una tormenta hacia el suelo.
Como el viento es invisible es difícil ver un tornado a menos que forme un embudo de condensación formado por gotas de aguas, polvo y escombros.
Los tornados son las más violentas de todas las tormentas atmosféricas.

¿Cómo se forman?

“Los más fuertes se forman en unas tormentas especiales que se llaman supercélulas y que duran algo más de lo habitual”, dice Bech.

Si el tornado es fuerte, sus efectos son devastadores.
“Estas tormentas tienen una estructura -por cómo circulan los vientos- que hacen que se puedan intensificar los efectos de lluvias fuertes como de viento en superficie y pueden dar lugar a tornados”.
Otros se forman en tormentas más débiles.
“Aunque no sean un fenómeno excepcional, son un fenómeno extraño, siempre asociado a una tormenta”, añade.
Lee también: Tormentas azotan Texas y Oklahoma, suman 6 muertos

¿Qué condiciones se deben dar para que surja un tornado?

Esto implica “la presencia de aire cálido y húmedo en niveles bajos, cerca de la superficie, y, en niveles medios y altos de la atmósfera, la presencia de vientos fuertes y de inestabilidad. Eso suele suceder con la entrada de un aire frío”, explica Bech.


“Esto dispara las corrientes verticales que dan lugar a las tormentas, que pueden favorecer la ocurrencia de tornados”.

¿Cuánto duran y qué velocidad pueden alcanzar?

Pueden durar desde apenas unos pocos segundos hasta más de una hora, pero la gran mayoría se disipa a los diez minutos.
La mayoría tiene vientos de una velocidad de menos de 112 millas/h (180km/h) y pueden desplazarse por una distancia de varias millas hasta que se disipan.
Pero los más extremos pueden alcanzar incluso más de 300 millas/h (500km/h) y desplazarse por un área de más de 60 millas (hasta 100km).

¿Cuándo ocurren?

Esto varía según la región, pero normalmente están asociados al ciclo habitual de frecuencia de tormentas que generalmente ocurre en los meses más cálidos, en primavera o verano.
Básicamente, son condiciones asociadas a las tormentas aisladas que se conocen como “tormentas locales”.

Aunque suelen ocurrir entre las 16hs y las 21hs, pueden producirse en cualquier momento del día o la noche.
No obstante, pueden también darse en los meses invernales.
Lo mismo ocurre con la hora. La mayoría tiene lugar entre las 16hs y las 21hs, pero es posible que se formen en cualquier momento del día o de la noche.

¿Por qué son tan devastadores?

Porque los vientos asociados a los tornados son los más intensos que puede llegar a generar la naturaleza. Son más fuertes incluso que los asociados a los huracanes.

“La velocidad arranca todas las estructuras y las hace añicos, y convierte muchos de los elementos destruidos en proyectiles”, dice Bech.
“El hecho de que giren en forma circular puede contribuir (a que sean tan destructivos), pero el factor determinante es la velocidad”, apunta el meteorólogo español.
“La velocidad arranca todas las estructuras y las hace añicos, y convierte muchos de los elementos destruidos en proyectiles”.

¿Qué tengo que hacer si veo que se acerca un tornado?

Si estás en dentro de un edificio, aléjate de las ventanas y puertas de vidrio o de zonas con techos demasiado grandes.
Trata de buscar un refugio en la planta más baja. Puede ser un baño, un pasillo. Cuantas más paredes te separen del exterior, mejor.
Pero incluso dentro de un espacio cerrado, cúbrete con algo mullido como un colchón o una manta para protegerte de los escombros que puedan caer del techo.
Un casco también resulta útil para protegerte de heridas en la cabeza.

¿En qué lugar del mundo hay más tornados?

En términos absolutos, Estados Unidos lidera la lista con un promedio de más de 1.000 tornados registrados al año.

Le sigue Canadá, de lejos, con 100. Otros lugares que experimentan tornados frecuentes son el norte de Europa, el oeste de Asia, Bangladesh, Japón, Australia, Nueva Zelanda, China, Sudáfrica y Argentina.
Pero en relación a número de tornados por dimensión del territorio, Reino Unido tiene más tornados que ningún otro país, aunque allí la mayoría son débiles.