Votaciones cerradas vislumbran conflictos postelectorales en México

En los comicios intermedios se elegirá gobernador en siete estados
Votaciones cerradas vislumbran conflictos postelectorales en México
Maestros amenazan con boicotear la jornada electoral.

México.- A los escenarios de violencia que amenazan las elecciones del 7 de junio en el país se agrega un ingrediente que suma tensión política y social en los próximos días: Elecciones cerradas en siete de las nueve gubernaturas en disputa.

Excepto Baja California Sur y Campeche, donde la intención del voto ya está definida; en Michoacán, Guerrero, San Luis Potosí, Querétaro y Sonora, los contendientes se disputan uno a uno a los votantes con acusaciones de todo tipo, desde nexos con el crimen organizado a corruptelas en todos los niveles.

Lo más probable es que todos los partidos acaben en tribunales y se pongan a negociar en su ya conocido estilo, ‘te dejo esta y me sueltas la otra’”, alertó Francisco Abundis, director de Parametría, una de las casas encuestadoras con mayor presencia en el país.

Elecciones en Mexico

Guerrero, uno de los estados que presentará el mayor índice de abstencionismo por la amenaza de profesores de boicotear el sufragio tras la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, se debate entre Héctor Astudillo del Partido de la Revolucionario Institucional (PRI) y Beatriz Mojica del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Lea también: México cierra campaña electoral con una veintena de muertos y actos de boicot

“Se vislumbra una situación más tensa en el estado” apunta Jorge Alcocer, director de la revista voz y voto.

En Michoacán, Silvano Aureoles, del PRD y Ascención Orihuela, del PRI, se disputan dos puntos porcentuales en una cerrada contienda que atiza el enrarecido panorama del estado que durante años ha sido bastión de los Caballeros Templarios.

ELECCIONES EN MÉXICO

Elecciones Mexico

Jorge Romero, catedrático de la Universidad Autónoma de México, vislumbra que en este estado conflictos poselectorales a los que “hay que estar alertas”.

Para el caso de Colima el historiador Porfirio Ochoa explica que la estrategia de campaña de los candidatos Nacho Peralta, del PRI, y Jorge Luis Preciado del Partido Acción Nacional (PAN)  “basada en una estrategia de espectacularidad y show mediático”, provocó que ahora ambos personajes están prácticamente empatados.

Lea también: Democracia a cuentagotas para los emigrantes

“El problema es que cuando hay una alta cifra de indecisos es muy difícil saber qué pasará”, afirma Ochoa.

Tal situación ocurre no sólo en Colima sino en dos estados del Bajío (San Luis Potosí y Querétaro) que tienen tradicionalmente un voto duro entre el PRI y el PAN y cuyas victorias las definen finalmente el sufragio según el candidato.

Más hacia el norte, en Sonora, Claudia Pablovich, del PRI, y Guillermo Padrés, del PAN, se han dado con todo para hacerse de simpatías mientras en Nuevo León, la candidatura independiente Jaime Rodríguez “El Bronco”, que se debate palmo a palmo con Ivonne Melgar, ha venido a dar una cachetada a los partidos.

“Se trata de una popularidad que busca castigar al sistema político”, dijo Abundis, de Parametría.

Voto más claro

De acuerdo con Grupo Mitofsky el Partido Revolucionario Institucional (PRI) encabeza la intención del voto para diputados federales con 32%.Los partidos políticos que le siguen son Acción Nacional (PAN) con 23.9%, de la Revolución Democrática (PRD) con 17.2% y Morena con 9.8% de la preferencia efectiva federal.