Vibrantes finales dejan dos nuevos reyes

Eagles y Guadalaja se llevan la corona en la American Premier
Sigue a La Opinión en Facebook
Vibrantes finales dejan dos nuevos reyes
Los pequeños jugadores del Guadalajara posan con sus trofeos. /Javier Lis

En el Whittier Narrows Recreation Center y ante una nutrida concurrencia que se dio cita a alentar a sus muchachos, se disputaron el pasado sábado las finales correspondientes a la Tercera y Sexta división de la APYSL que consagraron campeones a los equipos de Eagles Hollyfield y Guadalajara, respectivamente.

 

Eagles le dio la vuelta y gritó campeón

La primera de las finales tuvo lugar en el campo #10. Allí, puntualmente, hicieron su ingreso al terreno de juego las terceras divisiones de Eagles y del Guadalajara.

A los 12’ abría la cuenta el cuadro tapatío a través de Andrés Sánchez, pero unos minutos después, Cesar Rojas clavaba el transitorio empate con un formidable derechazo que hizo estéril la estirada del portero Leonel Mariscal.

Con el 1-1, los equipos se retiraron al descanso, donde los muchachos de Eagles recibieron una conmovedora arenga de parte de su presidente, lo que provocó que salieran a disputar la segunda mitad con una actitud completamente distinta, anotando el segundo gol por intermedio de Kevin Peraza y así terminar celebrando la conquista del campeonato de la Tercera División.

 

Guadalajara sufre, pero reina

Ante una verdadera multitud las Sextas Divisiones de Chivas y Cruz Azul, ofrecieron una final de altísima carga emotiva. Luego de realizar un primer tiempo casi perfecto.

Las Chivas dirigidas por Juan Carlos Serrano y Juan Carlos López se retiraron al descanso con una ventaja de 3-0 gracias a las anotaciones de Javier Martínez, Alan Serrano y Lucas León.

Para el segundo tiempo, el Cruz Azul adelantó sus líneas, presionando a su rival en busca del descuento, cosa que conseguiría, ya que con goles de

Joseph Contreras y José Ramos logó ponerse 2-3 y a pesar de haber contado con una inmejorable oportunidad para empatar sobre el final del partido, el tiempo no le alcanzó y Guadalajara pudo finalmente ganar el título.