¿Cómo es el acuerdo nuclear de Irán con las potencias?

El pacto se logró tras casi dos años de negociaciones, para limitar el programa atómico iraní
¿Cómo es el acuerdo nuclear de Irán con las potencias?

Viena 
Irán y el grupo 5+1 (Estados Unidos, Rusia, China, Gran Bretaña, Francia y Alemania) alcanzaron hoy un acuerdo nuclear después de dos años de arduas negociaciones que estuvieron por momentos al borde del fracaso. Finalmente, los países acordaron que las sanciones impuestas por Estados Unidos, la Unión Europea y la ONU serán levantadas paulatinamente si Irán acepta reducciones a largo plazo de su programa nuclear y la inspección de sus instalaciones.

Principales puntos del acuerdo, según la Casa Blanca.

Capacidad nuclear
Irán eliminará dos tercios de sus centrifugadoras de uranio en diez años y se deshará del 98% de su depósito de uranio para perder la posibilidad de crear un arma nuclear. Una vez las instalaciones iraníes sean reducidas según los términos del acuerdo, hará falta un año para que Teherán vuelva a tener capacidad para fabricar la bomba atómica, frente a los tres meses actuales, explicó hoy el secretario de Estado norteamericano, John Kerry. El acuerdo pone una limitación de 15 años a la cantidad de uranio enriquecido que Irán puede tener: un máximo de 661 libras de hasta el 3.67% de uranio enriquecido.

Reactor en Irak
Irán también debe modificar el núcleo de su reactor en Irak por lo que ya no va a producir plutonio para armas. Además, se ha acordado el envío, fuera del país, todo el combustible usado del reactor. Esto seguirá en vigor durante toda la vida útil del reactor.

Inspecciones
Las instalaciones iraníes, incluyendo los centros militares -muy a pesar del ayatollah Ali Khamenei- serán sometidas a inspecciones y controles del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA). Los inspectores del OIEA tendrán acceso las 24 horas a las instalaciones iraníes y a toda la cadena de suministro nuclear para asegurarse que Irán no desvíe materiales a ubicaciones secretas. Irán tendrá derecho a confrontar cualquier petición de la ONU y una junta de arbitraje, compuesta por Irán y las seis potencias mundiales que negociaron el pacto, tendrá que decidir sobre el tema.

Reuniones
Las potencias se reunirán con Irán cada dos años, o antes si la situación lo amerita, para revisar el cumplimiento del acuerdo.

Mejores relaciones
Restablecimiento de las relaciones entre Estados Unidos e Irán, países que se han calificado mutuamente de “principal estado patrocinador de terrorismo” y “el Gran Satán”.

Embargo de armas
Se mantendrá el embargo de armas impuesto por Naciones Unidas a Irán durante cinco años más, aunque podría finalizar antes si la Organización Internacional de la Energía Atómica (OIEA) aclara definitivamente que Teherán no está trabajando en armas nucleares. Las restricciones de la ONU a la trasferencia de tecnología de misiles balísticos a Teherán podrían durar al menos ocho años más.

Sanciones
A medida que Irán cumpla con las condiciones, se levantarán por etapas las sanciones económicas adoptadas desde 2006 por Estados Unidos, la Unión Europea y la ONU, serán levantadas progresivamente a partir de 2016 si la República Islámica cumple con sus compromisos. Los beneficios económicos para Irán son potencialmente inmensos. Está previsto que reciba más de 100,000 millones de dólares en bienes congelados en el extranjero, y que se levante el embargo europeo sobre su petróleo, así como varias restricciones a sus bancos. En caso de violación del acuerdo, podrán ser establecidas, y esa reversibilidad durará 15 años.

El tratado

firmado hoy en Viena entrará en vigor 90 días después de adoptar una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que lo respalde.

Israel rechaza el acuerdo
Israel afirmó que el país “no está comprometido” con dicho acuerdo, informó un comunicado de la oficina del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, quien dijo hoy que Irán es “el patrocinador más importante del terrorismo internacional” y afirmó que “el mundo es ahora un lugar más peligroso” tras el acuerdo con las potencias sobre su programa nuclear.
En una comparecencia ante la prensa, Netanyahu criticó el pacto histórico alcanzado hoy entre Irán y el G5+1, que pone fin a más de una década de conflicto abierto en torno al programa nuclear iraní.
Tras conocerse la firma del acuerdo hoy, Israel lo rechazó de plano y lo calificó de “gran error de proporciones históricas”, mientras la comunidad internacional celebra el fruto de dos años de negociaciones lideradas por Obama.
“Las potencias internacionales líderes han apostado nuestro futuro colectivo en un pacto con el mayor patrocinador del terrorismo internacional. Han apostado el que en diez años el régimen terrorista de Irán cambiará mientras se elimina todo incentivo para que así lo haga”, dijo.