Voces de California: Una nueva era en el transporte de California

Nuestras carreteras necesitan financiamiento y reparación pero no a costa de los trabajadores californianos
Voces de California: Una nueva era en el transporte de California
Nuestras carreteras necesitan mejorar.

Por Eric Linde, asambleísta republicano de Corona.
@EricLinder

Antes de ser elegido para la Asamblea de California, pasé la mayor parte de mi vida experimentando lo que la mayoría de mis electores tienen que sufrir cuando van a trabajar: carreteras deterioradas, autopistas repletas y viejos puentes elevados.

Durante demasiado tiempo los conductores de California han pasado por lo mismo, dado a la falta de financiamiento, planificación y visión. Nuestras carreteras necesitan financiamiento y reparación, especialmente en el Inland Empire.

Un informe reciente del Departamento de Transporte de California (Caltrans) estima que el estado debe proveer 8,000 millones de dólares al año para mantener adecuadamente nuestros caminos y carreteras. Sin embargo, el presupuesto estatal del año 2015-2016 minimiza las necesidades de transporte del estado proveyendo sólo 2.3 mil millones de dólares de financiamiento. Esto simplemente es insuficiente.

Lamentablemente, muchos en Sacramento buscan hacer pagar a los trabajadores californianos, los cuales ya están luchando para sobrevivir. Por ejemplo, una propuesta busca aumentar en 10 centavos el precio del galón de gasolina o aumentar el costo del registro y las licencias vehiculares. Esto significa más impuestos para los californianos que ya pagan algunos de los impuestos más altos del país.

De ningún modo pediré a los contribuyentes que me den más dinero del que tanto trabajo les cuesta ganar cuando Sacramento ha estado mal administrando su dinero durante años. Es por eso que hemos ideado un plan de financiamiento de transporte de nueve puntos. Nuestro plan identifica más de 6,000 millones de dólares en fondos estatales ya existentes que se pueden reasignar a reparar nuestras carreteras, aliviar la congestión de tráfico y crear nuevos puestos de trabajo-sin aumentar los impuestos.

Nuestro plan recuperará 1,000 millones de dólares en cuotas de peso de camiones, cantidad que se desvió durante la recesión para otros fines ajenos. Esta ha sido una importante prioridad para mí y he introducido legislación año tras año para recuperar este financiamiento. Debemos tomar este dinero y emplearlo para nuestro uso.

Además, nuestro plan hará un compromiso formal en el presupuesto del próximo año de dedicar 1,000 millones de dólares de nuestro superávit previsto para financiar el transporte. También eliminará la burocracia gubernamental y eliminará los obstáculos burocráticos para agilizar los proyectos de carretera.

A través de estas medidas podremos lograr sacar a los conductores de los atascamientos viales y mejorar su calidad de vida. Como padre de dos niños pequeños: me conformo con poder llegar a tiempo a sus partidos de fútbol.