Panorama negro para México por la devaluación del yuan

Panorama negro para México por la devaluación del yuan
La economía mexicana sufre ya los efectos de la devaluación del yuan.

MÉXICO

El nubarrón que pronosticaba una mala economía durante el 2015 soltó este martes un duro chubasco contra México apretado por el anuncio de la devaluación del yuan: el peso volvió a caer a máximos históricos frente al dólar y los analistas pronostican un duro desempleo ante el abaratamiento de los productos importados de China y la disminución de exportaciones hacia ese país.

“Los productores mexicanos empezarán a importar más productos chinos por los bajos precios”, destaca David Lozano, analista económico del Centro de Estudios Multidisciplinarios de la Universidad Nacional Autónoma de México.

“Hemos hecho un cálculo que estima que, a largo plazo, la importación de estos productos van  a provocar el quiebre de alrededor de 25 millones de empresas pequeñas y medianas en el país”.

Esas compañías podrían ser adquiridas posteriormente por los mismos chinos, principalmente aquellas relacionadas con  la minería, la industria farmacéutica, la electrónica y las telecomunicaciones, donde ha mostrado un abierto interés.

Actualmente México tiene una déficit en la balanza comercial con China, desde donde compra productos por alrededor de 600 millones de dólares mensuales mientras que las exportaciones hacia allá apenas suman unos 233 millones de dólares en el mismo lapso.

Aún así la posible reducción de compras de China a productos mexicanos podrían tener un impacto negativo, observa Lozano. “Son siete productos principalmente los que se lleva: hierro, insumos tecnológicos, textiles, cerámica, químicos, cemento y cobre en grandes cantidades”.

El analista geopolítico y economista Alfredo Jalife observa, por su parte, que los golpes por la devaluación del yen afectan en México principalmente por el fortalecimiento del dólar y la baja de los precios del petróleo dado que el presupuesto público que aún depende en más del 70% de las divisas provenientes del combustible”.