Juez pone a temblar a la NFL

Brady aceptaría alguna sanción, pero sólo por no colaborar con la investigación
Juez pone a temblar a la NFL
Tom Brady no estuvo ayer en la audiencia, pero sí en la práctica de los Pats con los Saints de Nueva Orleans. /TWITTER PATRIOTS

El juez Richard Berman, quien lleva el caso de “Deflategate” entre la NFL y Tom Brady, explicó hoy que el próximo 4 de septiembre espera tener una decisión si es que las partes no llegan a un acuerdo antes, aunque cuestionó las razones de la liga para suspender al mariscal de campo de los Patriots.

LEE: Pierden Patriots con Brady en arranque de la pretemporada de la NFL

Brady y el comisionado de la NFL, Roger Goodell, no asistieron a la audiencia, sólo sus abogados, quienes expusieron sus puntos ante Berman. El juez puso en duda las razones del castigo.

De acuerdo con reportes, Berman se mostró inconforme con los alegatos de Goodell donde compara el caso de balones desinflados con el uso de sustancias para mejorar el rendimiento en el juego.

LEE: Juez les hace hace ver a NFL y Brady que no les conviene ir a juicio

“No veo cómo cuatro juegos [de suspensión] son comparables al uso de esteroides y un agente que lo disfrace”, cuestionó el juez, según declaraciones consignadas por ESPN.

“¿Cuáles de los cuatro juegos (de suspensión) fueron por manipular balones y cuáles por obstruir la investigación?”, insistió Berman. “La próxima vez que alguien altere balones pero sí coopere, ¿qué suspensión recibirá?”.

Daniel Nash, abogado de la liga, sostuvo que “[Brady] no sólo estaba al tanto, se involucró”. El juez respondió que dicha acusación no estaba en el reporte realizado por Ted Wells, quien hizo la investigación.

Brady aceptaría conciliar

Según reportes del periodista de ESPN, Adam Schefter, Tom Brady estaría dispuesto a aceptar un partido de suspensión siempre y cuando éste haga referencia a que no colaboró con la investigación de Wells, no que desinfló o estaba enterado de la condición de los balones.

La NFL no ha hecho una propuesta al respecto y parece que no tiene planes de hacerlo, según la misma fuente.

Las partes se presentarán de nuevo ante el juez el 31 de agosto.